Un libro sobre la historia y la reforma de la Posada y la plaza del Potro

Presentación del libro 'El Potro'

Años después de la publicación sobre la reforma del Palacio de Orive, el Ayuntamiento de Córdoba ha editado una segunda edición de la publicación de sus grandes proyectos de obra. Y lo ha hecho sobre el trabajo que se desarrolló entre los años 2009 y 2011 en la plaza y en la Posada del Potro, en unas obras dirigidas por la Gerencia Municipal de Urbanismo.

Este martes, la Feria del Libro ha acogido la publicación de El Potro, una obra escrita a cuatro manos por los responsables de aquellas obras: los arquitectos Pedro Caro, Rosa Lara, Rafael García Castejón y el arqueólogo Juan Murillo. La publicación, que se puede recoger de manera gratuita en la Delegación de Cultura, como recordó el propio Murillo, viene a documentar una de las grandes intervenciones urbanísticas en el casco histórico de Córdoba, los trabajos de reforma y restauración de una de las plazas más conocidas de la ciudad.

El coordinador municipal de Cultura, Juan Carlos Limia, que presentó la obra, señaló que el objetivo es editar más obras como esta. “El próximo proyecto debería ser la Casa Góngora o la Casa Árabe”, propuso. El presidente de la Gerencia, Salvador Fuentes, mostró el “orgullo” de “contar con estos cuatro profesionales”. “No se puede amar lo que no se conoce”, leyó del prólogo de una obra que a su vez se refiere a otra que llevó años de trabajos en los que había muy poca documentación.

“En 2009 nos dimos cuenta de la dificultades para conseguir información para la reforma de la Posada del Potro”, aseguró el arquitecto Pedro Cara, que recordó cómo él y Juan Murillo tuvieron que acudir a Alcalá de Henares. “Entonces era casi imposible saber qué se había hecho en ese edificio. Y es un BIC”, señaló. Entonces, “se nos ocurrió que sería muy interesante que ese trabajo se recopilara y sirviera para ampliar el conocimiento de la ciudad. Así se montó la idea de la colección”, expresó. Caro agradeció especialmente a Josefo Royón y a Joaquín Castaño por los ánimos para sacar adelante la obra.

La publicación se estructura en tres partes. “En una se analiza el entorno urbano a lo largo de la historia”, un acercamiento espacial y temporal de Juan Murillo. La segunda se refiere a la reforma de la propia plaza y la tercera a la Posada. El trabajo recoge un análisis histórico del edificio y su entorno, además de los problemas que surgieron durante la obra y su conclusión.

“Parece increíble que un edificio como el potro que ha estado en la mente colectiva de la ciudad durante tanto tiempo hubiese tan poca información utilizable”, lamentó Juan Murillo. Por su parte, Rafael García Castejón, señaló que “no hay otra plaza igual en Córdoba”. De hecho, apuntó que vista desde arriba no parece una plaza, sino “una calle ancha”. También recordó el minucioso trabajo de restauración. “Se dibujaron, una a una, las 2.055 piedras de la plaza”, algo que “permitió analizar la diagnosis” de todo el entorno.

Rosa Lara participó tanto en la obra de la plaza como de la Posada. Así, recordó que aquí “también dibujamos toda la carpintería”. Las vigas de madera “se numeraron y se plantearon para su necesaria restauración”.

Castejón recordó que de todo el entorno quedó pendiente la restauración del Triunfo de San Rafael. Y Lara aprovechó para señalar que “merece la pena recuperarlo”. También recordó cómo se quedaron dispuestas las canalizaciones bajo la plaza, algo que supuso “un gran esfuerzo”, pero que “los tubos siguen esperando a que las compañías bajen los cables” que siguen surcando las fachadas de la plaza.

Etiquetas
stats