Fundación Cajasur colabora en la reconstrucción de los equipamientos de Bangassou

Juan José Aguirre, en su diócesis de Bangassou.

La Fundación Cajasur va a colaborar en la reconstrucción de los equipamientos de la Diócesis de Bangassou (República Centroafricana), en una primera fase, tal y como determina el acuerdo que han suscrito, en presencia del obispo de Bangassou, Juan José Aguirre, el director de la Fundación Cajasur, Ángel Cañadilla, y el presidente de la Fundación Bangassou, Miguel Aguirre.

Según ha informado la Fundación Cajasur, esta nueva colaboración entre ambas fundaciones tiene como finalidad reconstruir las infraestructuras de la zona después del golpe de estado de 2013, que ha provocado daños más acentuados desde el pasado mes de mayo, cuando hubo miles de desplazados y muertos y se destruyeron buena parte de los proyectos realizados durante años.

Ahora, gracias a esta ayuda de la Fundación Cajasur, la Fundación Bangassou podrá volver a reconstruir los equipamientos referidos a la sanidad, como farmacias, centros de diagnósticos de SIDA, un centro de salud, dispensarios y consultas de pediatría, entre otros.

El director de la Fundación Cajasur, Ángel Cañadilla, ha recordado la colaboración que se viene prestando a la Fundación Bangassou desde su nacimiento, con la intención de ayudar y potenciar la labor que se realiza en la Diócesis de Bangassou.

Por su parte, el obispo Juan José Aguirre ha agradecido "la ayuda solidaria" que recibe de la Fundación Cajasur, "sobre todo en estos momentos", en los que "una guerra de baja intensidad se ha abatido sobre Bangassou y amenaza la integridad física de miles de personas que viven en la Diócesis".

"La ayuda recibida -ha precisado- servirá para paliar las necesidades básicas de la población de Bangassou, y más ahora que muchas de las ONG que trabajaban en la zona la han abandonado, por la inestabilidad que sufre".

La Fundación para la Promoción y el Desarrollo de Bangassou fue creada en 2003 por familiares y amigos de Juan José Aguirre Muñoz, natural de Córdoba, misionero comboniano y obispo de la Diócesis de Bangassou, en la República Centroafricana, para canalizar la ayuda económica y material que le enviaban periódicamente.

Bangassou, ciudad de 35.000 habitantes, ha vivido su último episodio dramático el pasado mes de mayo. La catedral, el seminario menor y hasta la casa del propio obispo acogieron a 2.000 musulmanes, convertidos en refugiados en su propia ciudad tras el ataque de grupos de autodefensa antimusulmanes.

Etiquetas
Publicado el
23 de febrero de 2018 - 04:37 h
stats