Emcotur cree que se animará en junio la demanda de casas rurales, ya muy alta para verano

Imagen de archivo de un ciclista en la montaña.

El presidente de la Asociación Empresarial de Turismo de la Provincia de Córdoba (Emcotur), Antonio Ramos, ha dicho este lunes creer que, al pasar Córdoba a la Fase 3 de la desescalada y permitirse la movilidad entre provincias andaluzas, “se puede animar a corto plazo la demanda” de alojamiento durante los fines de semana de este mismo mes de junio en las casas rurales, que ya están teniendo una demanda muy alta para los próximos meses de verano.

En este sentido y en declaraciones a Europa Press, Ramos ha resaltado que las “290 casas rurales registradas” para el alojamiento turístico en la provincia, con sus “2.850 plazas”, especialmente “las que tienen piscina”, se están reservando, “no ya para fines de semana o una semana completa, sino para quincenas e incluso por meses”, de cara al inminente verano.

Ello, a su juicio, evidencia un cambio de tendencia que está relacionado con la pandemia del coronavirus, en cuanto a que el turismo rural y de naturaleza “será una de las alternativas a las vacaciones de verano como nunca se ha visto en otras ocasiones”, pues ya se trata de “turismo de carácter vacacional”.

Esto quiere decir, según ha señalado, que quienes se alojen este verano en las casas rurales de la provincia, “ya no solo lo harán para disfrutar de unos días de perol o barbacoa, sino que se moverán” desde su alojamiento rural, y no solo a la capital, “para visitar la Mezquita”, sino también a los pueblos aledaños e incluso a otras provincias.

Precisamente, estas visitas constituirán “una oportunidad” para tales municipios de relanzar la cifra de turistas que acuden en busca de su oferta patrimonial y gastronómica, a lo que se sumará el turismo activo, de naturaleza, ocio y deporte, mediante paquetes específicos, que ofrecen empresas de la provincia, “que ya se están contratando”.

Todo ello para este próximo verano y con unas previsiones muy buenas, no ya en cuanto al número de turistas que llegará, “que puede superar los 91.000 del verano pasado”, sino sobre todo “en cuanto a pernoctaciones”, que Ramos da por hecho que sobrepasarán las 211.000 del estío anterior, dado el mencionado cambio de tendencia en los periodos de alojamiento en las casas rurales.

En cualquier caso, el resultado final dependerá también, según ha aclarado el presidente de Emcotur, de los 12 camping de la provincia, “que todavía están cerrados y que no tienen aún fijada una fecha de apertura”, e igualmente de “los pequeños hoteles” de la provincia, que en muchos casos se están preparando ya para abrir sus puertas “a finales del presente junio”, estando “muy pendientes” de lo que hacen los ayuntamientos de los municipios correspondientes, “en cuanto a si abren o no las piscinas”.

En relación con ello y anterioridad, desde Emcotur ya se indicó que “mucha de esta demanda elegirá Córdoba por primera vez para aprovechar la excelente ubicación y las comunicaciones con otras capitales andaluzas, incluida la propia capital cordobesa”, lo que constituye “una oportunidad única para el sector”, en cuanto a “lograr la fidelización de esta nueva demanda” y, “para ello, hay que ofrecerle un destino y unos servicios de calidad y muy profesionales, como ya se viene haciendo y cuyo prestigio se aprecia en las encuestas de satisfacción”.

Por otro lado, al ser una demanda que llega con el mencionado carácter de turismo más vacacional, Emcotur entiende que “es fundamental ofrecerle un destino divertido”. Por ello, los socios de turismo activo de Emcotur han diseñado “una promoción dirigida al turismo náutico en la provincia, para dar soporte a los alojamientos rurales, en cuanto a la oferta de ocio y diversión, ante la nueva demanda”.

Actualmente trabajan en la provincia 47 empresas de turismo activo y ocho de turismo ecológico, y las actividades que desarrollan son múltiples: senderismo, escalada, turismo náutico de todo tipo, cicloturismo, barranquismo, turismo ecuestre, etcétera.

Etiquetas
stats