Absueltos todos los detenidos tras una gran operación contra el tabaco de contrabando

El tabaco intervenido en la operación Palapo.

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Córdoba ha absuelto de todos los cargos a los que se enfrentaban siete personas que fueron detenidas por contrabando de tabaco en la provincia de Córdoba. Los jueces también le retiran la acusación por un delito de pertenencia a grupo criminal y otro contra los derechos de los trabajadores, según consta en la sentencia judicial a la que ha tenido acceso este periódico. La Fiscalía y la Abogacía del Estado solicitaban para los acusados penas de prisión de entre dos y tres años de cárcel.

El fallo, al que ha tenido acceso este periódico, considera insuficientes las acusaciones para ser consideradas como un delito de contrabando por un hecho concreto: lo que se vendía no era tabaco de contrabando sino hojas enteras que el comprador tenía que picar en su casa antes de fumárselas.

Así, en los hechos probados los jueces de la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Córdoba entienden que a principios del año 2015 uno de los acusados comenzó a comerciar con hojas de la planta de tabaco, ayudado por sus dos hijos. Además, se asesoró, antes del inicio de la actividad, acerca de la legalidad de la misma, recibiendo una respuesta afirmativa por parte de un abogado en el sentido de que podría válidamente desarrollarse como comercio de "hoja de tabaco en rama". Según los jueces, hasta se dio de alta, por consejo de su asesor fiscal en el censo de "empresarios, profesionales y retenedores", del Impuesto de Actividades Económicas. Este hombre empezó a desarrollar su actividad comercial en una nave del Parque Empresarial de Los Pedroches, en Córdoba, que alquiló para dedicarla a tal finalidad.

Según el fallo judicial, "la hoja de tabaco natural era obtenida de proveedores radicados en la India, Grecia, Italia y Polonia, materia que, luego, vendían, envasada, a diversas personas, después de la limpieza y desvenado de las hojas". Los clientes eran captados mediante una página web que publicitaba la actividad. Los clientes realizaban sus pedidos por teléfono o internet y recibían la mercancía a través de empresas de mensajería y paquetería, "y, algunos de ellos, después de una operación manual de picado, la fumaban", afirman los jueces. "Otros se dedicaban, a su vez, a la comercialización de la materia recibida de la empresa", exponen.

"Uno de los envíos a Écija, consistente en 400 kilos de hojas de tabaco, fue interceptado por agentes de la Guardia Civil el 29 de septiembre de 2015, cuando circulaba por la autovía Madrid-Cádiz, a la altura del kilómetro 434, término municipal de La Carlota", detallan los jueces. Ante ello, y con la correspondiente autorización judicial, se practicaron diligencias de entrada y registro en las tres naves de la empresa, "aprehendiéndose en las mismas un total de 19.145 kilos de tabaco, que la administración tributaria ha valorado en 3.116.072 euros, que debieran gravarse, según dicha administración, con impuestos por importe de 618.262 euros".

"Los hechos ocurrieron el 15 de octubre de 2015 cuando una llamada alertó a la Guardia Civil de una compra desorbitada de boquillas de cigarros que, según el relato de la Fiscalía, coinciden con las 52.500 encontradas en las naves de los acusados. En el registro se decomisaron, además, enormes cantidades de hojas de tabaco, cinco cajas de tabaco picado (cerca de 400 kilos) y aromatizantes, productos que los procesados niegan haber usado", señalan.

Las defensas de los cinco acusados cordobeses sostuvieron durante el juicio que sus defendidos se dedicaban exclusivamente a la comercialización de hojas de tabaco y que uno de los testigos manifestó que compró cinco kilos de tabaco, que lo picó en su casa y "que eso estaba tan malo que no se lo fumó". Asimismo, las defensas explicaron que no han quedado acreditados cuáles serían los roles en la empresa de cada uno de los acusados y que tampoco se habría cometido un delito contra los trabajadores ya que a los empleados "no les había obligado" nadie y que eran conscientes de que no estaban dados de alta en la Seguridad Social.

Etiquetas
stats