Retratados

En estos días, cuando hago el camino de la casa a las cosas y de las cosas a

casa, veo fotografías de personas colgadas de las farolas de la ciudad.

Según se indica, responden a los nombres de un tal José Antonio, dos Rafaeles, un Pedro, una Isabel y un Hombre Láser, llegado de Las Vegas.

Sospecho que están ahí para promocionarse, para que yo los conozca, para que despierten en mí cierta curiosidad. Yo camino, levanto la cabeza, procuro no tropezar y los miro.

Deben estar pasando unos días de cierto meneo, pienso, y quieren que me apiade de ellos o, al menos, que me solidarice con sus respectivas misiones. Puede ser.

Su Feria va a ser larga pero pasará. Casi todos se quedarán luego por aquí. El Hombre Láser, supongo, regresará a Las Vegas (Nevada), "el patio de recreo de América", como dicen en una peli.

Nunca he estado en Las Vegas. También me quedo aquí. Seguiré caminando de casa a las cosas y de las cosas a

casa y en unos días desaparecerán esos retratos de las farolas ¿los echaré de menos? No sé.

Etiquetas
Publicado el
24 de mayo de 2015 - 10:41 h