Una chinita en el zapato

 

"Hay una pérdida de conciencia moral"

(Pedro Cerezo. Filósofo)

Digámoslo abiertamente: la moral es un estorbo. El sentido moral de la vida, por ejemplo, te impide tener una herencia multimillonaria en Andorra y dormir a pierna suelta por la noche. O repartir sobresueldos entre los miembros de la junta directiva nacional mientras decretas austeridad y sentido del sacrificio a tus conciudadanos. O incluso recortar el presupuesto sanitario cuando te lo has llevado calentito en el turbio bacalao de los EREs.

Como usted comprenderá, si la moral es una piedrecita en el zapato de esta vida atropellada, lo razonable es quitarse la chinita y Santas Pascuas. Para hacerse el haraquiri siempre hay tiempo. En consecuencia, el titular que nos trae aquí hoy el señor Pedro Cerezo cae por su propio peso. Es mucho más económico perder la conciencia moral que las ventajas de una vida birlonga.

Lo vemos todos los días. No solamente en el caso insólito del ex presidente de la Generalitat sino también en el fontanero que le ofrece sus servicios sin el impuesto de valor añadido. Usted elige, caballero. Con IVA o sin IVA. Con más conciencia moral o con cuarto y mitad. Exactamente igual que estamos viendo en la carnicería de Gaza y el silencio sepulcral de lo que comúnmente se llama comunidad internacional.

No hace falta ser filósofo para llegar a la conclusión de que hay una pérdida de conciencia moral. Se ve a vista de pájaro. Pero es que, además, da la casualidad de que el señor Cerezo es catedrático de Filosofía, Premio Ortega y Gasset de ensayo y Premio de Investigación de Andalucía. Y eso, oiga, imprime carácter.

Etiquetas
Publicado el
2 de agosto de 2014 - 02:28 h
stats