Rafa Moreno: “Podemos y debemos ganar este partido”

Rafa Moreno, en el tiempo muerto de un partido del Adesal | JUAN HUERTAS

Catorce días son suficientes para superar una dolorosa caída. Sobre todo después de conocer al fin la victoria tras ese tropiezo. La derrota ante el Morvedre, que es de las que resultan difíciles de asumir, queda definitivamente en el olvido. Más si cabe con un regreso a la competición principal, la que más le ocupa, tras dos semanas. El Adesal sólo piensa, en definitiva, en su encuentro del sábado en La Fuensanta ante el Porriño (18:00, PTV Córdoba). Un rival el gallego al que tiene ocasión de convertir en directo si vence pues se trata del adversario que aspira a estar en la mitad alta de la tabla del Grupo B de Guerreras Iberdrola que sin embargo puede verse abocado a la zona baja. Dicha pretensión es la que tiene el conjunto cordobés, colocar al cuadro pontevedrés en situación comprometida.

Precisamente es en esta premisa en la que se apoya el discurso del entrenador del Adesal, Rafa Moreno, que de entrada asegura que "el equipo está en buen momento". "Tras la victoria en Oviedo hemos alcanzado un pico alto, porque derrota tras derrota es normal que te vengas abajo", explica acerca del impulso anímico del triunfo dentro de la Copa de la Reina en tierras asturianas. "Creemos en la victoria ante el Porriño. Podemos y debemos ganar este partido", sentencia el técnico cordobés. Por tanto, el conjunto de La Fuensanta retoma el pulso a la Liga Guerreras Iberdrola con el único objetivo, e ineludible casi, de alcanzar sus dos primeros puntos. De lo contrario, cada vez va a resultar más difícil entrar con garantías en la lucha por la permanencia en la máxima categoría femenina del balonmano español.

"Es un partido de vital importancia", recuerda Rafa Moreno dicho lo dicho. Su mensaje lo lanza porque "podrían ser puntos que digan cosas importantes de cara a evitar el descenso". "Ellas trabajarán por estar entre los cuatro primeros", señala sin embargo sobre el rival. Porque el Porriño es uno de los adversarios llamados a luchar por esas posiciones de privilegio en un campeonato tan extraño como el de la 2020-21, con sólo ocho clubes por cada uno de los dos grupos. "Es un equipo regular, veterano y que lo tiene todo bien aprendido. Vamos a tratar de ponernos un escalón por encima de ellas para superar esa regularidad", añade el preparador cordobés. Por cierto, que el duelo con el cuadro gallego supone el regreso a La Fuensanta de Inés Hernández, de la que el entrenador de La Fuensanta destaca que "dejó un poso de buena persona y de una jugadora muy importante por su forma de trabajar y profesionalidad".

Etiquetas
Publicado el
6 de noviembre de 2020 - 12:27 h
stats