Calendario para salir (o no) de una crisis en el Córdoba

Jesús León y Miguel Romero, nuevo responsable de la sección femenina | MADERO CUBERO

Empieza la semana del fútbol. El domingo que viene hay partido en El Arcángel. Que el Córdoba CF medirá sus fuerzas con el Recreativo Granada -filial del club nazarí, ahora en Primera- en lo que supondrá del retorno oficial a Segunda B tras doce años es algo que se da por seguro, aunque hay quien aún albergas dudas sobre la incripción de la entidad blanquiverde en la tercera categoría del fútbol nacional. El simple hecho de que exista esa inquietud a siete días del inicio liguero es uno de los síntomas evidentes del estado de alteración que atraviesa el club deportivo más emblemático de la provincia.

El Córdoba enfila el final de otro verano cargado de polémica, con luchas intestinas y dificultades para hacer frente a sus obligaciones económicas. Hay en el calendario cinco fechas señaladas -al menos- para desenredar (o liar aún más, quién sabe) la madeja cordobesista. Las tramas se superponen en una película que ha incluido, tras el último consejo de administración, nuevos actores y uno principal: el abogado Enrique Rodríguez Zarza, el nuevo ariete de León.

El incendio tiene varios focos: el más urgente, el del bloqueo de los derechos federativos -previo pago de deudas con ex entrenadores, jugadores y la empresa Viasport, básicamente- para que el Córdoba pueda inscribir a la plantilla y competir en Segunda B; el segundo, el de la lucha de Azaveco (González) por cobrar los 4'5 millones que le debe Aglomerados (León) por la compra del Córdoba; el tercero, el de la reclamación de deuda de Luis Oliver por 1'8 millones y el requerimiento de embargo. La última andanada de gasolina al fuego la representa la postura beligerante de Magdalena Entrenas, destituida como responsable de la asesoría jurídica y del equipo femenino por, según fuentes del club, "falta de confianza" y "colaboración con el enemigo".

Miercoles 21 de agosto | Los 4'5 millones, tampoco

El último pago de la compraventa de las acciones del Córdoba estaba previsto para el 31 de julio como fecha límite. León insistió en que lo iba a hacer. González recalcó que estaba seguro de que no sería así. Llegó el día y no hubo pago. Aglomerados Córdoba lanzó un comunicado en el que dijo que se encontraba "inmersa en el cierre de una operación financiera, iniciada en los últimos meses, y que desembocará en la finalización del proceso de control sobre el Córdoba CF". La empresa poseedora del paquete accionarial mayoritario de la entidad señalaba que "esta operación se cerrará en las próximas tres semanas, tras las cuales, Aglomerados Córdoba abonará a Azaveco SL (Carlos González) 4.500.000 euros".

Esas tres semanas se cumplen el próximo miércoles 21. Y no habrá pago. Es más, la intención es no hacerlo con base a una querella por administración desleal que pretende demostrar la ilegimidad de la intención de cobro por parte de González.

Viernes 23 de agosto | El desbloqueo federativo, imprescindible

El Córdoba tiene que solventar varios pagos que alcanzan en total casi los 200.000 euros. La entidad debe saldar deudas que hoy por hoy le suponen un bloqueo federativo que le impide competir en Segunda B. Hasta ahora le es imposible realizar la inscripción de su plantilla y de su cuerpo técnico en la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). Como fecha tope tiene el club hasta el próximo 23 de agosto. Si no lo  hiciera,  no podría disputar el primer partido. A la segunda incomparecencia quedaría expulsado. El pasado viernes 9 de agosto, el club aseguró en un comunicado que haría frente a las deudas y dejaría las inscripciones formalizadas la semana pasada. No ocurrió. El último día hábil para realizar inscripciones de jugadores en la RFAF es el 2 de septiembre, fecha en la que ya se habrán consumido dos jornadas de liga en Segunda B.

Aunque ha abonado parcialmente cantidades, el Córdoba debe a los exentrenadores Sandoval y Curro Torres, a la empresa Viasport -por el caso del Elefante Cósmico y los derechos sobre Sebas Moyano con un fondo de inversión- y a un grupo de acreedores entre los que hay jugadores del filial o algunos cedidos del primer equipo en el pasado.

Desde el club confían en que podrán hacer frente a la deuda, desbloquear los derechos, inscribir a la plantilla y abordar el inicio de la competición. Así debería ser. En cualquier caso, Carlos González ha asegurado que desde Azaveco se compromete a abonar la cantidad necesaria que garantice la participación del Córdoba "si León no lo hace".

Domingo 25 de agosto | Empieza la Liga en El Arcángel

A las 21:30, en El Arcángel, se disputa el último partido de la primera jornada del campeonato de Liga en el Grupo IV de Segunda División B entre el titular del estadio y el Recreativo Granada, filial del club de Los Cármenes. El proyecto de ascenso, sustentado en la figura del experto técnico Enrique Martín Monreal y en un grupo de jugadores de carrera contrastada, empezará a andar con fuego real. La efervescencia que provocó en el cordobesismo la construcción del plantel -con un técnico de sólida reputación como Martín, el regreso del icono Javi Flores, la renovación de De las Cuevas...- se demostró en la campaña de socios -más de diez mil, líder en la división-. Sin embargo, al salir a la luz los problemas económicos se volvió a desviar el foco de manera drástica.

El club lleva un mes sin hacer fichajes y está a la espera de al menos tres futbolistas para apuntalar la plantilla. La imagen de inestabilidad que proyecta no ayuda en absoluto y varias operaciones han quedado abortadas precisamente por ese motivo.

Martes 27 de agosto | Entrenas vuelve a la carga

La abogada Magdalena Entrenas, destituida como responsable de la sección femenina y relevada en los servicios jurídicos del club por Rodríguez Zarza, sigue siendo aún consejera. Tras los acuerdos de la última junta del consejo -a la que no asistió-, Entrenas se ha mostrado como un azote para Jesús León, con el que ha afrontado un choque abierto y público. El 27 de agosto ha anunciado una comparecencia ante los medios de comunicación para exponer su versión de los acontecimientos.

Lunes 2 de septiembre: González y Oliver entran en escena

La primera semana de septiembre será de órdago. El Córdoba ya anunció en su momento que iba a recurrir la demanda de embargo por las deudas denunciadas por Luis Oliver, antiguo director general del club, quien reclama una cantidad de 1'8 millones. El embargo es una medida preventiva que tiene como objetivo asegurar el pago de una deuda en caso de que finalmente la demanda de Bitton Sport contra el Córdoba CF acabe prosperando. La demanda de Bitton reclama que se embarguen los ingresos del Córdoba por patrocinios (se llegan a citar los que están en vigor), las ayudas al descenso y hasta el dinero recibido por los más de 10.000 abonados que ya tiene el club.

Carlos González (Azaveco), que no cobró en la fecha pactada del 31 de julio los 4’5 millones de euros que León (Aglomerados) le adeuda por el contrato de compraventa de las acciones en enero de 2018, interpondrá el 1 de septiembre -el mes de agosto es inhábil- junto a su demanda en el Juzgado la solicitud de la administración judicial del Córdoba CF. González considera que la permanencia de León al frente del club es "insostenible" porque está causando "un grave perjuicio" a la entidad, después de un descenso deportivo a Segunda B tras 12 años y unas dificultades económicas que están estrangulando el proyecto. González defiende sus "intereses económicos" en el Córdoba, que se devaluaría completamente con un descenso de categoría.

Etiquetas
Publicado el
19 de agosto de 2019 - 07:00 h
stats