Muere el cantaor Manuel Espejo, 'Churumbaque'

Churumbaque

Ha muerto Manuel Espejo, El Churumbaque, cantaor cordobés, según ha informado el Archivo Municipal de Córdoba a través de sus redes sociales. Una de las voces más nobles del cante del último medio siglo en Córdoba. Era nieto de La Churumbaca, una mujer muy querida y conocida del barrio de San Lorenzo, que se dedicaba a la venta ambulante, de la que tomó su apodo cuando se dedicó al arte jondo.

Como cantaor, su arte llegó a ser reconocido con uno de los premios que se entregaron en el Concurso Nacional de Arte Flamenco de 1983, en el mismo año en el que El Pele se llevó otros dos galardones.

Su hijo Rafael Espejo, Churumbaque hijo, tomó el relevo como cantaor y se convirtió en una de las voces más importantes que ha dado el flamenco en los últimos años, llegando a conseguir el máximo premio en Las Minas.

Según ha recordado el Archivo Municipal, Manuel decía que María La Talegona fue su maestra, de la que afirmaba que “ni antes ni después ha habido nada igual. Fue una fuera de serie, única con su voz penetrante”. Aprendió de los grandes maestros, siendo habitual su participación en numerosos festivales y concursos. Aunque reconocido por la afición local como un gran saetero, en 1983, en el X Concurso Nacional de Arte Flamenco de Córdoba, obtuvo el Premio Manuel Reyes El Canario, de cantes de Levante, con una cartagenera antigua ejecutada con grandeza, en palabras de la crítica.

Etiquetas
stats