Moreno Carretero llega a la 'Roca Madre'

Moreno carretero en el montaje de su exposición.

La roca madre es el término que usan los arqueólogos para referirse a ese punto de las excavaciones en el que desaparece el horizonte humano. Es decir, el estrato en el que no hubo intervención por parte del hombre. Roca madre es también el nombre de la exposición que Miguel Ángel Moreno Carretero inaugura este jueves a las 20:00 en la galería Carmen del Campo.

En este complejo trabajo, que incluye obras en forma de fotografía, escultura, pintura y vídeo, el artista reflexiona de manera irónica y crítica sobre los estratos del tiempo, la huella del hombre y el estudio de la historia de los materiales: la arqueología. “Esta exposición es una evolución de mi trabajo sobre el territorio pero esta vez me ocupo más de su estratigrafía”, explica Moreno Carretero mientras ultima la muestra en la galería cordobesa.

Una parte importante de la exposición la compone todo el trabajo de fotografía que sirve casi de armazón al conjunto. Partiendo del que es el yacimiento por excelencia de Córdoba: la ciudad palatina omeya de Medina Azahara, Moreno carretero persigue y registra las canteras de donde salieron las piedras que sirvieron para construir aquella maravilla del año 1000.

La idea del traslado de los materiales, de las piedras que se desplazan por el terreno de un sitio a otro le sirve a Moreno Carretero para dar forma a una de sus características figuritas en miniatura. “En este caso es una especie de piedra con piernas o una persona que transporta una gran piedra y que e sirve para expresar esa esencia móvil que también tiene Medina Azahara de materiales que provienen de un sitio, se usaron para Medina y después terminaron destinados a otros usos”, comenta. Estas figuras, de hecho, se han desarrollado dentro del marco de colaboración del artista con el Grupo de Amigos de Medina Azahara.

Moreno carretero no deja escapar la ocasión para poner su dedo en la principal llaga y vergüenza arqueológica de Córdoba: el yacimiento de Cercadilla, donde la construcción de la estación del Ave y todo el ramal de vías arrasó con lo que se cree que fue el gran palacio tardorromano del emperador Maximiano Hercúleo. Por eso, en tres tondos el artista plasma sendas pinturas circulares en la que se representan a los protagonistas de aquel drama.

Etiquetas
stats