Lleno total el domingo en el Gran Teatro para ver el musical 'Emily, la Eterna Prometida'

Emily, la eterna prometida

El Gran Teatro recibe el domingo con todas las localidades agotadas a una compañía cordobesa que ha conseguido cumplir su objetivo: llevar a este escenario su musical Emily, la Eterna Prometida, un espectáculo de éxito que se gestó partiendo de una campaña de recaudación de fondos a través de internet iniciada por Jonathan Vázquez, director de Drama Cats Teatro y de la obra. El espectáculo está incluido en el programa Creado en Córdoba, una iniciativa del Instituto Municipal de las Artes Escénicas que se puso en marcha para impulsar la creación en Córdoba durante la etapa más dura de la pandemia. Al final, las medidas de seguridad decretadas para frenar el Covid obligaron a aplazar la representación de musical que, por fin, podrá verse ahora en el Gran Teatro.

Emily, la Eterna Prometida es la adaptación teatral de un cuento ruso judío llamado El Anillo del que se desconoce el autor. Ambientado en la época victoriana, el musical comienza en un pequeño y frío pueblo de Europa del este. Allí, el joven Víctor Van Dort (interpretado por Roberto Vilches), hijo de una familia de pescaderos ricos, pierde los nervios y arruina su ensayo de boda con Victoria (Yumi Ruiz), hija de unos aristócratas en bancarrota. Para que no vuelva a ocurrirle, se dirige al bosque para aprenderse los votos matrimoniales repitiéndolos una y otra vez con tan mala suerte que se los recita a una aparente rana que resulta ser una novia cadáver (Ángela Gan). Secuestrado por el inframundo y accidentalmente casado con la muerta, Víctor intenta escapar para reencontrarse con su novia, que le espera angustiada. Pero escapar del mundo de los muertos no le será tan fácil. Entretanto, el mayor problema de Victoria es el tiempo: sus padres están cansados de esperar y, en contra de la voluntad de su hija han encontrado a Lord Barkis, un nuevo sustituto con el que casarla.

En el montaje, estrenado hace tres años en Lucena con gran éxito, intervienen más de 50 profesionales entre actores, coro y cuerpo de baile. La función tiene una duración de unas dos horas y, aunque es una obra para todos los públicos, está enfocada principalmente al público joven-adulto, con una franja de edad de entre los doce y los treinta años. Con esta obra, la compañía cordobesa ganó los premios al mejor Vestuario, Peluquería, Caracterización, Escenografía, Coreografía y Mejor Actor Protagonista en la Bienal de Teatro de Andalucía 2017.

Drama Cats Teatro fue fundada en 2015 por Jonathan Vázquez para promover la cultura a través de este género. Está compuesta por más de 50 personas y su objetivo principal es la divulgación del arte a través de la interpretación textual, musical y corporal. Desde su nacimiento se ha consolidado como una compañía de teatro de creación con un marcado estilo propio. En sus cinco años de vida ha recorrido varias ciudades de España con más de 15 espectáculos estrenados.

Etiquetas
Publicado el
22 de octubre de 2021 - 13:54 h
stats