Etiquetas

El historiador cordobés Fernando Penco ha descubierto una nueva ubicación en el periplo en Córdoba durante la Guerra Civil de los fotoperiodistas André Friedmann y Gerda Taro. Ahora, el estudio de ocho fotografías atribuidas a Robert Capa de una serie sobre refugiados del frente en Córdoba los sitúa el 5 de septiembre del año 1936 en el Balneario de Fuente Agria, en Espiel.

Se trata de una localización distinta a la que hasta ahora se atribuía a estas imágenes, accesibles en los fondos del ICP, el museo de Robert Capa en Nueva York, que las etiqueta por el momento en Cerro Muriano. El arqueólogo cordobés ha detallado a este periódico que una investigación le ha conducido hasta otra localidad, hasta un punto concreto de Espiel, donde habrían sido tomadas con posterioridad a la secuencia del miliciano, que tuvo lugar en Espejo. Los resultados de su estudio verán la luz próximamente.

El relato que hace Penco es el siguiente: son entre las 11:00 y las 12:00 de la mañana del 5 de septiembre de 1936 —las 13:00 y 14:00 actuales— cuando Friedmann y Taro se apearon del coche en el que viajaban hacia Cerro Muriano y se toparon con el primer grupo de refugiados que huía de las bombas que los biplanos de Franco habían comenzado a lanzar sobre la población aquella misma madrugada. El bando fascista, con el general Varela al frente, habían iniciado la ofensiva sobre Torreáboles y las cumbres circundantes a las 5:30 horas (las 7:30 de hoy), escuchándose los primeros disparos en la aldea una media hora más tarde.

“Se trata del primer grupo de refugiados que aquella madrugada del 5 de septiembre huyó de Cerro Muriano y que a mediodía ya estaba en Fuente Agria. Todo cuadra, pues para cubrir las distancias a pie entre el balneario y Cerro Muriano, unos 19 kilómetros en pleno corazón de la ruta mozárabe, se echan unas cinco horas", explica Penco, que añade que buena parte de los civiles fotografiados iba en caballería, lo que les habría permitido cubrir la distancia hasta toparse con la pareja de fotoperiodistas en Fuente Agria, donde fueron captados para la posteridad por la Leica de Robert Capa.

Para localizar el emplazamiento, este arqueólogo e historiador ha seguido varias vías que le han llevado hasta Fuente Agria: el perfil de las montañas al fondo; las sombras de las fotografías que se proyectaban hacia el oeste y que, al orientarse al sur, indicaban que la serie se hizo por la mañana; la vegetación de ribera, sobre todo chopos, por lo que había que buscar una zona con abundante agua, o el poste de luz que se ve en varias de las fotos y que señalaba que los refugiados se desplazaban por una carretera importante.

Del paisaje que aparece en las instantáneas, Penco ha podido identificar la carretera Córdoba-Almadén (hoy la antigua N-432); las cotas 704 y 670 del Mapa topográfico de la Hoja 901 del PNOA (2016) y los pretiles de piedra encalada que de la carretera aún se encuentran dispersos por el balneario y que pueden apreciarse en el ángulo inferior derecho de una de las fotos que se publicaban en Vu el 23 de septiembre de 1936 junto con Muerte de un miliciano.

Unas de las primeras fotos de refugiados de la historia del fotoperiodismo

Antes de esta serie, los reporteros, por esa misma ruta pero en sentido contrario, habrían pasado por Pozoblanco, Alcaracejos o Espiel. A su llegada al Cuartel general republicano en ese sector, hicieron un alto en el camino y Robert Capa tomó las fotografías a escasos metros del grupo.

Tras la parada en Fuente Agria, Capa y Gerda Taro siguieron su ruta hacia El Vacar, la Estación de Obejo y finalmente Cerro Muriano, donde estuvieron sólo ese día y adonde llegaron sobre las 15:30, como, a juicio del investigador, atestiguan "las sombras que los refugiados proyectan en las fotografías de ese día y la foto de Hans Namuth en la que Capa y Taro, pertrechados con su equipo fotográfico caminan de espaldas en dirección al frente y que ya dimos a conocer en 2010", apunta.

Así, tras investigar todas estas circunstancias, el arqueólogo ha determinado que fue en los 15 kilómetros que separan Cerro Muriano de El Vacar, donde Robert Capa y Gerda Taro tomaron el resto de fotografías de la serie de refugiados, una de las primeras que de esta naturaleza se ha llevado a cabo en la historia del fotoperiodismo.

“La presencia de Capa y Taro en Espiel a mediodía del 5 de septiembre de 1936, coincide con lo descrito por Borkenau en su libro y deja claro que los fotoperiodistas sólo estuvieron en Cerro Muriano unas horas esa tarde, probablemente entre las 15:30 y las 18:30 (las 20:30 actuales), momento en el que cesaron los combates al caer la noche y en el que Robert Capa y Gerda Taro tomaron el camino de vuelta”, concluye Penco sobre su último hallazgo en torno al periplo de la pareja de fotoperiodistas en Córdoba.

Etiquetas
stats