Inteligencia artificial y realidad virtual para mejorar el aprendizaje de estudiantes con dislexia

María Dolores Redel (izda.) Sara Pinzi (centro) y Pilar Aparicio, investigadoras de la UCO del proyecto internacional Vrailexia.

El proyecto internacional Vrailexia, en el que participa la Universidad de Córdoba (UCO) y que ha recibido la mayor puntuación dentro de su convocatoria, creará una plataforma que, con la ayuda de la inteligencia artificial y de la realidad virtual, potenciará las habilidades profesionales de estudiantes con dificultades en la lectura y escritura.

Tal y como ha señalado la institución universitaria en una nota, la dislexia es un trastorno específico del aprendizaje que puede ocasionar dificultades relacionadas con la lectura y la escritura. Aunque que no se trata de una enfermedad ni está relacionada con las habilidades intelectuales, a veces repercute en la autoestima y motivación del alumnado. Se calcula que afecta a una de cada diez personas, algunas de las cuales no han sido diagnosticadas ni han recibido atención especializada.

Estos son los datos que manejan desde el proyecto Vrailexia, un proyecto europeo liderado por la Universidad de la Tuscia (Italia) en la que participa la UCO y que tiene como objetivo potenciar las habilidades profesionales de estudiantes universitarios con dificultades en la lecto-escritura. El proyecto está trabajando en el desarrollo de una plataforma digital ('Be-Special') que, con la ayuda de la inteligencia artificial y realidad virtual, pueda ser utilizada por estudiantes con dislexia para mejorar sus metodologías de aprendizaje.

La Universidad de Córdoba, concretamente, se encargará de los aspectos relativos a la realidad virtual, un campo en el que el grupo de investigación 'Biosahe' conjuntamente con el grupo 'TEP-149 Model Sim' llevan trabajando varios años.

Según ha destacado la coordinadora del proyecto en la UCO, Sara Pinzi, "la realidad virtual se empleará para simular la percepción de las dificultades del alumnado en docentes y formadores, y ayudar así a entender su forma de enfrentarse al aprendizaje". Junto a ella, por parte de la Universidad de Córdoba, también participan las investigadoras María Dolores Redel y Pilar Aparicio.

Por otro lado, el proyecto también se servirá de la inteligencia artificial para desarrollar algoritmos a partir de un banco europeo con datos sobre diagnósticos, pruebas y evaluaciones psicológicas de estudiantes universitarios con dislexia. Estos algoritmos permitirán desarrollar nuevas estrategias de aprendizaje, material y formación docente.

La iniciativa se enmarca en los denominados proyectos 'Erasmus+ KA2', un conjunto de acciones orientadas a la cooperación entre instituciones para el desarrollo de productos intelectuales innovadores que impliquen una mejora en los sistemas y estructuras de educación.

Concretamente, Vrailexia, que cuenta con un presupuesto de 446.000 euros y ha recibido la mayor puntuación dentro de su convocatoria (98 sobre 100), contará con la participación de diez universidades europeas, empresas del sector y centros de formación.

Junto a la plataforma digital, el proyecto, integrado por profesionales de distintas disciplinas científicas, creará una red universitaria europea para establecer procedimientos que optimicen la trayectoria académica de estos estudiantes y ayuden de esta forma a construir una educación verdaderamente inclusiva y que garantice la igualdad de oportunidades.

Etiquetas
Publicado el
5 de marzo de 2021 - 04:25 h