Rutas turísticas desde otro punto de vista

.
Aprovechando la Semana de la Movilidad, el colectivo A Pata, Leyendas de Córdoba y Córdobaviva organizan unos paseos para personas con problemas de accesibilidad

"Es el turismo desde otro punto de vista". Así define Pilar Mármol, de Córdobaviva, el proyecto puesto en marcha por este colectivo, por Leyendas de Córdoba y por A Pata con motivo de la celebración de la Semana de la Movilidad. Mármol dirigió ayer por la tarde un paseo para personas con problemas de movilidad, casi todos en sillas de ruedas, hasta un lugar hasta hace muy poco totalmente inaccesible: los Sotos de la Albolafia. A través de la rampa del Molino de San Antonio, los turistas con grandes problemas de movilidad pueden llegar a sentir la vegetación muy de cerca y casi casi a tocar agua.

El proyecto de rutas accesibles, que continuará el domingo con un paseo por la Córdoba más misteriosa de la mano de Teo Fernández, es una llamada de atención, una especie de reclamo para hacer visible que Córdoba es una ciudad accesible incluso para los turistas con más problemas para moverse, como se demostró en la primera ruta de la jornada, la que acompañó a una docena de personas en sillas de ruedas por las iglesias fernandinas de la Axerquía y la zona baja de la ciudad. "Sabemos que las iglesias fernandinas de la zona alta son totalmente accesibles, ahora vamos a la zona baja", recordaba, poco antes de iniciar la actividad, Pedro Pérez, del colectivo A Pata.

El propio Ayuntamiento, en la Gerencia Municipal de Urbanismo, tiene un plano categorizando las calles de la ciudad según su nivel de accesibilidad, algo que ayuda a los touroperadores a trazas las rutas entre las personas que tienen más problemas a la hora de moverse por sí mismos.

Etiquetas
stats