Montilla adquiere el palacio de los duques de Medinaceli

Representantes de la Corporación y el cronista posan ante el palacio

Este 6 de julio de 2021 quedará para la historia local de la ciudad como el día en el que el palacio de los duques de Medinaceli se incorporó al patrimonio público de Montilla. A mediodía, Rafael Llamas, alcalde montillano, acompañado por representantes de la Corporación, informaba ante el señorial inmueble en el Llano de Palacio que la compra del edificio centenario había culminado minutos antes con la firma de las escrituras de compraventa.

El Ayuntamiento invierte unos 650.000 euros en la adquisición de un edificio que ocupa alrededor de 1.750 metros cuadrados de suelo y una superficie construida aproximada de 2.100 metros cuadrados, incluidos los locales que el edificio presenta frente al convento de Santa Clara de unos 206 metros cuadrados. 

“Finalizamos hoy, en un día histórico para Montilla, un trabajo arduo, iniciado por Corporaciones anteriores pero intensificado en estos últimos cuatros años, en los que ha sido necesario no sólo buscar la financiación por parte municipal, sino además poner de acuerdo a la veintena de propietarios de las dos partes en las que se dividía el Palacio”, ha reconocido el alcalde.

Rafa Llamas ha añadido que “la apuesta del Ayuntamiento por recuperar nuestra historia y por fortalecer el patrimonio arquitectónico es firme y la compra del palacio de Medinaceli va a posibilitar que el edificio no avance en su deterioro”, ratificando que “las instalaciones se encuentran en un estado en el que evidentemente no están adaptadas para ningún uso, pero estamos en un momento en el que se puede recuperar toda su riqueza sin tener que lamentar grandes pérdidas patrimoniales”.

En cuanto la posesión del edificio por parte del Ayuntamiento sea efectiva, los servicios técnicos municipales acometerán la redacción de un informe de obras y actuaciones urgentes a fin de solucionar los daños estructurales en la parte del edificio más deteriorada. La asignación de partidas en el presupuesto actual apunta a que, al menos algunas de estas obras de urgencia, puedan comenzar antes de la finalización del año.

El año 2021 está resultando de gran trascendencia para la recuperación patrimonial del conjunto arquitectónico en el entorno del Llano de Palacio y el Paseo de Cervantes. La compra del palacio viene a dar continuidad a la finalización de la reforma de la conocida como Casa de Teresa Enríquez y al convenio suscrito con la comunidad de religiosas del Convento de Santa Clara para la construcción en parte de sus dependencias de una sala museo, operaciones todas que han visto la luz en lo que llevamos de año.

A nivel municipal, la compra del palacio de los duques de Medinaceli ha encontrado la respuesta positiva por unanimidad del conjunto de la Corporación. En representación del PP, su portavoz, Javier Alférez, ha destacado “el trabajo conjunto de todos los grupos por querer poner en valor esta parte del casco histórico de Montilla para vincularlo a la actividad turística”.

Por su parte, Francis Lucena, como portavoz de IU, ha querido subrayar “que se trata de una inversión que se hace para el presente, pero sobre todo para el futuro de Montilla”, al tiempo que ha reivindicado “el reto que se asume con esta compra desde el ámbito de lo público, que desgraciadamente se vuelve a convertir en el único recurso para conservar ese patrimonio de gran valor que está en manos privadas”.

“La compra del palacio es una operación al nivel de la adquisición del Castillo del Gran Capitán”

Igual de contento que los representantes políticos de la Corporación municipal, el cronista de la ciudad de Montilla, José Rey, también ha querido valorar la incorporación al patrimonio público del palacio de los duques de Medinaceli en “una operación que está a la altura de lo ocurrido en su día con el Castillo del Gran Capitán”.

“Muchos montillanos temíamos la pérdida de este edificio”, ha reconocido el historiador local, para quien “la titularidad pública es un paso trascendental en la recuperación de un inmueble que está intrínsecamente vinculado a la historia de nuestro pueblo como un referente que no podíamos perder”.

Rey ha recordado que durante cien años la administración del Marquesado de Priego estuvo en este edificio y que incluso el Gran Capitán pensó en casar a su hija con el marqués de Priego para integrar un conjunto patrimonial de envergadura “precisamente en torno a este edificio, que ocupaba el centro de poder público en la Montilla del siglo de oro”.

Etiquetas
Publicado el
6 de julio de 2021 - 15:09 h