El PP se autoproclama “voz de la mayoría social contra la subida de impuestos”

José María Bellido, en la sede del PP municipal | MADERO CUBERO
Bellido insiste en que una vez que estudien las repercusiones de las nuevas ordenanzas iniciarán su campaña de oposición en la calle

El Partido Popular se ha autoprocalmado “voz de la mayoría social contra la subida de impuestos” municipales. Así lo ha definido el portavoz del PP en el Ayuntamiento, José María Bellido, después de conocerse el anteproyecto de Ordenanzas Municipales que plantea una subida ponderada de los impuestos del Ayuntamiento del 0,43%, sin contar con la subida de los valores catastrales. “Realmente, la subida, incluyendo todos los conceptos y no solo los que quiere la concejal de Hacienda, Alba Doblas, es del 2,4%”, ha insistido Bellido.

Para el portavoz del PP, el anteproyecto da la razón al PP en cuanto a la subida generalizada de impuestos que llevan denunciado a lo largo de este verano. “Finalmente, el IBI va a subir un 3%, las plusvalías un 6%, las tasas a las empresas públicas un 3% y se golpea duro a la cultura con la subida del 10,75% en los museos municipales y a los niños con el 50% en la entrada al zoo”, ha enumerado Bellido. “Tras los tres ejercicios últimos del PP en los que se bajaron los impuestos, ya hemos vivido dos del bipartito con subidas”, ha añadido.

Bellido ha criticado insistentemente que el Consistorio se plantee una nueva subida que suponen unos 4 millones más de recaudación “cuando tenemos 6 millones de superávit y unos 50 millones de reserva en las arcas”. Para el concejal, esta medida encaja con la imagen “de una izquierda trasnochada que sigue pensando que subir los impuestos es progresista solo para que se lo gaste el Ayuntamiento, en vez de permitir que los ciudadanos se gasten ese dinero en lo que ellos consideren”.

Por todo ello, el PP ha decidido auparse en el Pleno como la voz de aquellos que estén en contra de las nuevas ordenanzas municipales. Y su labor, señalan, no solo será en el el Salón consistorial, sino también en las calles, donde ya preparan una campaña en contra del nuevo IBI y que no descartan que se extienda al conjunto de las ordenanzas.

Etiquetas
stats