Los parcelistas vuelven a provocar la suspensión del Pleno

Parcelistas negándose a moverse del Salón de Plenos, este jueves en el Ayuntamiento de Córdoba | MADERO CUBERO

https://youtu. be/wv-SvqgnlhQ

Medio centenar de parcelistas han entrado en el Pleno del Ayuntamiento con pancartas y, entre gritos, han obligado a suspender más de 20 minutos la última sesión de este curso político. Cargados de garrafas vacías de agua, el recurso que reclaman, los parcelistas han hecho múltiples llamamientos vociferando eslóganes de todo tipo, incluidos recuerdos cariñosos a Francisco Franco. “Él si que nos escuchaba”, ha llegado a decir uno, al tiempo que afirmaban que “seguimos con los mismos pantanos que hizo Franco”. “Vienes a echarnos no a escucharnos”, decía bien alto otra mujer. “Vamos a dialogar”, insistía un tercero. Los parcelistas reclaman que la alcaldesa les atienda y se reúna con ellos.

En un momento de dado, varios de los manifestantes que parecía que iban a ser desalojados por un par de agentes de la Policía Local se han sentado en el pasillo del área del público del Salón de Plenos, negándose a moverse de allí. Tras 20 minutos de gritos, los parcelistas han accedido a salir para seguir vociferando en los pasillos.

El 13 de julio, dos decenas de parcelistas cortaron la carretera N-432 en ambos sentidos para reclamar agua y servicios básicos para las miles de familias que residen en urbanizaciones ilegales construidas fuera de ordenamiento urbanístico durante décadas en el extrarradio de Córdoba.

En junio, la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) de Córdoba llevó al Parlamento de Andalucía, en una reunión con todos los grupos municipales, su propuesta de modificación de la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA) para dotar de luz y agua a las 13 parcelaciones que puedan hacerlo en la ciudad.

“Hasta ahora, ninguna modificación de la LOUA han tenido en cuenta a la ciudad de Córdoba”, insistió el pasado mes de marzo Pedro García cuando presentó al consejo rector esta propuesta. Entonces, aseguró que el objetivo es que las parcelaciones tengan servicios de agua y luz lo más rápidamente posible. Las parcelaciones que podrían hacerlo son El Sol, Doña Manuela, Torreblanca, Barquera Norte, una parte de El Rubio, La Gorgoja, Alamillo, el Miguelón, Santa Ana de la Albaida, y las cuatro que ya van por otra vía que son El Cruce, Cuevas de Altázar, Santo Domingo y Barquera Sur. ¿Cómo? Simplificando el proceso.

“Es una protesta completamente pacífica que trata de expresar nuestra problemática. Hemos tomado medidas de seguridad en coordinación con la Guardia Civil como dejar un carril central para permitir la circulación en ambos sentidos de vehículos de emergencias como ambulancias”, insistió. Efectivamente, mientras habla, una ambulancia logra abrirse paso.

Etiquetas
stats