Sencillez en el retorno a la iglesia de la Merced

Este domingo tuvo lugar el traslado de María Santísima de la Quinta Angustia, titular de la pro hermandad de igual nombre, a su sede canónica | La imagen visitó en su camino de regreso a Nuestra Señora de los Dolores

Con el aroma de la Semana Santa aún presente, no son pocos los que aguardan en la plaza. Numerosos cofrades se dan cita a las puertas de la parroquia de San Miguel. Es a la hora señalada, en torno a las nueve de la noche, cuando las puertas del templo se abren e inicia su camino de retorno al hogar María Santísima de la Quinta Angustia. La titular de la pro hermandad de igual nombre comienza a recorrer las calles del centro de la ciudad con rumbo a la iglesia de la Merced. Regresa de esta forma a su sede canónica, de la que estuvo ausente durante los últimos meses debido a las obras de reforma que en la misma se desarrollaron. Deja atrás la que hasta este domingo ha sido su casa. La imagen, que es portada por varios hermanos en parihuela, está precedida por un sencillo cortejo, que poco a poco dirige sus pasos hacia San Zoilo.

Recorre la comitiva de manera sencilla las calles de una ciudad que entra en tiempo de Glorias, que anunciara un día antes Ángel María Varo en el templo donde termina la cita de una noche calmada. La sencillez predomina en el recorrido, que también da lugar a un instante especial. Alcanza María Santísima de la Quinta Angustia la plaza de Capuchinos, donde las puertas de la iglesia hospital de San Jacinto están abiertas. Con motivo del Año Jubilar que vive la servita hermandad por el cincuentenario de la coronación canónica de la Virgen de los Dolores, la imagen se adentra en el templo para visitar a la Señora de Córdoba. Lo hace antes de iniciar los últimos pasos que le llevan hasta su sede canónica, donde aguardan su llegada el Santísimo Cristo de la Merced y Nuestra Señora de la Merced, titulares también de la pro hermandad.

Etiquetas
Publicado el
13 de abril de 2015 - 14:14 h