Zarza: “Esto es un circo y un complot”

Rodríguez Zarza, abogado del Córdoba CF | ÁLEX GALLEGOS

A Jesús León no se le vio entrar ni salir de la Ciudad de la Justicia. Tras haber pasado la noche en los calabozos de la Comandancia de la Guardia Civil, el presidente y máximo accionista del Córdoba se acogió a su derecho a no declarar ante Antonio Moyano, juez instructor del Juzgado número 5. Salió oculto de la sede judicial. “Está cansado, no tenía ánimos ni ganas de follón”, explicó ante los periodistas su abogado, Álvaro Cerezo.

Quien sí tenía ganas de explayarse, como en él viene siendo habitual, era Enrique Rodríguez Zarza, que acudió para personarse en la causa en defensade los intereses del Córdoba. El abogado del Córdoba manifestó a su salida de la Ciudad de la Justicia que Jesús León “nunca tendría que haber sido detenido” y que toda esta operación ha sido “un circo mediático” producto de “un complot” contra el presidente “por intereses económicos particulares”.

El letrado de León, Cerezo, admitió que después del nombramiento de dos administradores judiciales -proceso que se ejecutará este sábado en una vistilla-, subrayó que León no sería presidente “mientras haya administración judicial”, si bien “otra cosa es la propiedad de las acciones, que eso es algo que tendrá que decicir el Juzgado de Primera Instancia 102 de Madrid”.

Joaquín Zulategui, cuyos intereses fueron defendidos por Francisco Acosta, quedó fuera del caso porque “no se ha visto perjudicado por la presunta comisión de los delitos de los que se acusa a mi cliente”, dijo Cerezo. Los representantes legales de los afectados, el Córdoba CF y Minoritarios, no pidieron, ni tampoco el Fiscal, pena de prisión por entender que “el riesgo se evita con la adminitración”, que conlleva la retirada de León de todos sus cargos y de su capacidad de maniobra en la gestión de la entidad.

En la vistilla de este sábado se designará a dos administradores judiciales y también se nombrará a un interventor, por parte del juez o con el acuerdo de los implicados, para controlar la gestión del club. Si esta medida es o no la idónea es una cuestión sobre la que Cerezo, letrado de León, mantiene la cautela. “La situación económica seguirá siendo la misma, porque esta medida no la cambia”, señala. En principio, los administradores no podrían pedir al juez la liquidación del club, aunque sí entra dentro de lo posible que se inicie otro proceso concursal.

“Lo que ha pasado es normal dentro de lo que hay, se forma más alarma de lo que realmente es”, dijo el abogado de Jesús León, que “está contento, tranquilo, con su mujer y sus hijos, que es lo que le importa”. León se ha quedado sin pasaporte, aunque podría salir de España con autorización del juez, según su abogado.

La posibilidad de la dimisión de León o su salida del cargo en un consejo de administración o una junta general de accionistas fueron tocadas de soslayo por Álvaro Cerezo. “La lógica me diceque si no está determinada la propiedad de las acciones sería un riesgo convocar una junta”, expresó, dejando entrever que sería posible otra salida. “Si se realiza una venta de acciones de acuerdo con todos y los administradores judiciales aprecian que la persona que llega reúne las garantías y solvencia, se podría hacer”, manifestó.

Minoritarios CCF, que en su momento se adhirió a la querella presentada por Joaquín Zulategui contra León, arguyó que “se le va a quitar (a León) la responsabilidad de administrar el patrimonio del Córdoba”, por lo que “no tiene sentido pedir prisión”, algo que “a nadie le interesa” porque “se trata de una cuestión económica que se le quita y ya está”.

El abogado de la asociación de pequeños accionistas del Córdoba, César Ollero, aclaró que “la inhabilitación es una pena” y lo que se hace es “dejarle sin funciones” porque estas las desempeñarán los administradores judiciales. “Las guerras que tenga (con González) por la propiedad de las acciones podrá seguir o no”, recalcó, al tiempo que expresó que la intervención es “una medida cautelar” que el juez puede levantar “cuando considere que no hay peligro para la sociedad”.

Etiquetas
stats