De Navarro a Ortega: los ‘coleccionistas’ de partidos con el Córdoba

José Luis Navarro, en una entrevista a CORDÓPOLIS | MADERO CUBERO

“Yo firmé un contrato con el Atlético de Madrid por tres años […]. No sirvió para nada. Me retuvo el Córdoba y así me tuvo 15 años”. El secreto lo desveló -lo rememoró para otros- José Luis Navarro del Valle. La mayor leyenda deportiva del club recordó aquel hecho en una entrevista N&B de CORDÓPOLIS allá en 2016. Versaba la conversación en ese momento sobre la dificultad hoy en día de acumular tantas temporadas en una misma entidad como él logró en El Arcángel. Nada más y nada menos que 15 cursos completó con la elástica blanquiverde, cifra que jamás superó cualquier otro después de su retirada. Dos compañeros suyos sí consiguieron igualar su éxito de disputar más de 300 encuentros oficiales con el conjunto califal. Fueron Simonet y Juanín. Desde 1970 sólo un futbolista fue capaz de alcanzar ese hito. Pero hubo más coleccionistas de partidos a orillas del Guadalquivir…

Más de tres décadas se sucedieron hasta que otro jugador cerró su trayectoria con el Córdoba con más de tres centenares de choques. Fue Juanito quien obtuvo una plaza en el cuadro de honor histórico de la entidad. Tras él, nadie pudo siquiera acercarse a la cifra fronteriza (300). “Hoy día es difícil porque los clubes están deseosos de coger dinero y en el momento en el que destaca un futbolista lo están vendiendo. En nuestra época no vendían a nadie”, afirmaba años atrás José Luis Navarro. El madrileño es y, todo hace indicar que será por mucho tiempo, el jugador que más veces defendió en el césped la camiseta del conjunto blanquiverde. Hasta en 319 ocasiones lo hizo en las 15 temporadas que militó en el club, del que se convirtió en referente máximo. Aún lo es pese a su triste fallecimiento el pasado mes de enero. Por cierto, el madrileño jugó en Tercera, Segunda y Primera. Ahí es nada.

Cerca de él terminaron dos compañeros suyos durante la época más dorada de la entidad. Durante los sesenta Simeón Soler Pérez y Juan García Díaz lograron superar también los 300 encuentros. Eran Simonet y Juanín, otros dos mitos del Córdoba. Más si cabe el segundo, que al igual que Navarro hizo vida en la ciudad y siguió ligado al club de una u otra forma hasta su fallecimiento en 2013. El onubense firmó 317 duelos oficiales con la elástica blanquiverde, mientras que el valenciano disputó 318. En 1970 ninguno de los tres militaba ya en el cuadro califal, lo que suponía en cierto modo y por otros nombres un cambio de etapa. Ésta se prolongó 33 años en lo que se refiere a la consecución de un hito similar al suyo.

En concreto, fueron 32 los años que transcurrieron hasta que Juan Bautista González llegó a los 300 choques con el Córdoba. Conocido en el panorama futbolístico como Juanito, el central no pudo celebrar el logro pues lo alcanzó en un duelo que terminó con derrota por 0-4 ante el Racing de Santander. Era la trigésimo octava jornada de la campaña 2001-02 y después el defensa sumó otros ocho partidos con los califales -tal y como indica Álvaro Vega, compañero de @laligaennumeros-. Al colgar las botas dejó una tarea que hasta ahora nadie pudo cumplir. De hecho, apenas hubo capacidad de acercarse a los 200 encuentros. Ésta es la cifra a la que aspira hoy por hoy Javi Flores, que es el futbolista con más participaciones en el campo durante el período más reciente. Si bien su historial arrancó en 2005, en la última década no hubo quien vistiera más la camiseta que el de Fátima.

Sin embargo, el que es actualmente capitán del conjunto blanquiverde está muy lejos del que puede considerarse Top Ten de jugadores con más partidos, que por cierto lo componen once… En total son 176 los duelos que acumula con el club en que creció dentro de los terrenos de juego. El cuarteto de honor estuvo a punto de ser quinteto, e incluso sexteto o septeto. Porque en la lista de futbolistas con más choques oficiales aparecen con más de 290 hasta tres. El que más próximo estuvo a compartir escena con Navarro, Simonet, Juanín y Juanito fue Juan Luna Eslava, que en 1995 cerró su periplo en El Arcángel para fichar por el Cádiz con la friolera de 298 presencias. El zaguero aventajó en sólo un encuentro a otro cordobés nacido fuera de la provincia. Se trata del vasco Iñaki López Murga, que recaló en el club para jugar en Tercera con motivo del servicio militar y cedido por el Elche. Después fue otro de esos nombres vinculados a la ciudad y al equipo por siempre tras retirarse, lo que hizo con 297 contiendas. Con 293 acabó Pedro Perico Campos, uno más en la enumeración de imprescindibles en la historia del Córdoba.

Precisamente quien les sigue en la clasificación de jugadores con más duelos oficiales es además el último que fue capaz de superar los 200. Y eso ocurrió en los noventa… Desde que en 1997 puso rumbo a Lorca, José Miguel Ortega Calero -Ortega para el cordobesismo- nunca compartió la satisfacción de disputar al menos dos centenares de encuentros con la elástica blanquiverde. El defensa marcó una nueva frontera-hito hace más de 20 años. Cuando salió del Córdoba sumaba 283 choques en diez cursos. Justo por detrás se sitúa otro histórico como es Manolín Cuesta. Su nombre suena a gol, desde muy jovencito además y después con el Espanyol en Primera. El presidente del Séneca llegó a los 279, que son 22 más que los disputados tanto por el portero Molina como por el zaguero Vinuesa. Ellos alcanzaron los 257 -según señala Álvaro Vega, compañero de @laligaennumeros-.

Etiquetas
stats