Un último paso en la evolución

Alberto Saura en un lance del encuentro ante el Real Betis

Un crecimiento continuo. El Córdoba Patrimonio de la Humanidad tiene como principal objetivo salvar la categoría una temporada más, aunque para ello aún queda mucho trabajo por delante. Tras un mercado veraniego donde la dirección deportiva ha conseguido mantener a gran parte del bloque del curso pasado, Josan González tiene las armas suficientes para conseguir la meta propuesta por la directiva, aunque, y ya en segunda instancia, tanto la Copa de España como la promoción por el título también son premios que, a priori, son alcanzables durante este curso. Sin embargo, lo primero es lo primero y los blanquiverdes siguen creciendo en busca de la permanencia en la máxima división de fútbol sala a nivel español. Para ello, el plantel califa ha disputado una serie de amistosos que cerrarán el próximo sábado visitando al Manzanares.

Primeramente, los califas afrontaron dos encuentros preparatorios sencillos ante rivales de inferior categoría. Estas contiendas sirvieron para aclimatar a los jugadores tras una pretemporada más larga de lo normal y solventaron estos compromisos con aparente facilidad ante Real Betis B (5-4) y Unión África Ceutí (4-2). Sin embargo y una vez cosechados ya los primeros minutos de este tramo de preparación, los de Josan González se medían en su vuelta al Palacio Municipal de los Deportes de Vista Alegre a una selección de Vietnam que iba a disputar semanas después el Mundial de Lituania. Una primera prueba de fuego para unos blanquiverdes que cuajaron un gran encuentro a pesar del empate (2-2), logrando las primeras sensaciones positivas de la pretemporada, aunque pronto sufrieron un revés que les puso los pies en el suelo.

Después del encuentro ante el combinado vietnamita, los blanquiverdes llegaban a la Copa de Andalucía con el objetivo de defender su corona autonómica, pero lejos de la realidad. El Jaén Paraíso Interior doblegó al Córdoba Patrimonio de la Humanidad (1-5) y dejó fuera a los cordobeses a las primeras de cambio. Un auténtico varapalo para unos califas que no se rindieron en ningún momento y sabían que tenían que reforzar las cosas que habían hecho bien ante el cuadro jienense, como finalmente así ha sido. Los de Josan González continuaron su particular preparación y cuajaron un gran papel en su primer encuentro de gran nivel, donde viajaron hasta Murcia para enfrentarse a un ElPozo Murcia que costó sobrepasar a los andaluces (2-1). De hecho, los locales vencieron por la mínima en un partido que pudo decantarse para cualquier bando.

Esta tendencia positiva fue refrendada en los siguientes amistosos cuando el Córdoba Patrimonio de la Humanidad plantó cara -y de qué manera- al Jaén Paraíso Interior (3-1) y logrando empatar en un partido igualado ante el Real Betis (6-6). Aun así, esto no sirve para nada si no se demuestra cuando comience una nueva participación en Primera División para los blanquiverdes, aunque aún deberán acabar la pretemporada. Para ello, los chicos dirigidos por Josan González subirán al autobús con el fin de medirse al Manzanares el próximo sábado, siendo éste el último compromiso para los califas en este tramo de preparación. En la buena línea, pero con trabajo por delante.

Etiquetas
Publicado el
1 de octubre de 2021 - 05:30 h
stats