Almuzara publica por primera vez en español un clásico norteamericano

.

A finales de los 60, Darry Ponicsan, un joven exmarine que daba clase en un instituto, logró vender a una editorial los derechos de su primera novela, una historia sobre dos marineros que tienen la misión de trasladar a un joven y algo atontado compañero hasta una prisión naval donde ha de cumplir una importante condena por un pequeño robo. De las dudas surgidas ante el cumplimiento del deber en el estamento militar surgió un libro llamado El último deber que se convirtió en un clásico norteamericano, que rápidamente fue adoptado por todo aquel que iba contra la guerra del Vietnam.

El éxito del libro fue aún mayor cuando en 1973 se llevó a la gran pantalla en una película dirigida por Hal Ashby (que luego repitió temática anti Vietnam en El Regreso) y protagonizada por un joven y locuaz Jack Nicholson, que ganó la Palma de Oro en Cannes y acabó siendo nominado al Oscar al mejor actor por su interpretación de Billy ‘Badass’, uno de los dos militares que acompañan al reo a prisión.

Ahora, casi medio siglo después de que se publicara aquella novela, la editorial cordobesa Berenice-Almuzara ha publicado por primera vez en español la traducción de la obra original. El director de Comunicación de Almuzara, José María Arévalo, ha explicado que, en una de las ferias a las que acude la editorial, decidió pujar por los derechos de esta novela y de su continuación literaria, llamada La última bandera, que saldrá al mercado el mes que viene.

Antes lo ha hecho la primera parte, aquella obra que inspiró una de las películas más interesantes del Nuevo Hollywood y uno de esos papeles que Jack Nicholson ejecuta con habitual maestría e histrionismo. La novela original de Ponycsan fue saludada por la crítica por sus afilados diálogos, su estupenda traslación novelística del ambiente de la marina y su mensaje antitético. Además, convirtió a su autor en novelista y guionista de relativo éxito.

La traducción de la primera edición en español de la obra ha corrido a cargo de Óscar Mariscal, mientras que la edición, de 240 páginas y que usa la misma imagen cinematográfica de Jack Nicholson vestido de marinero en su portada, es obra de Javier Ortega, director y editor de Berenice.

Esta primera edición en castellano coincide con la publicación en todo el mundo de La última bandera, una novela crepuscular en la que los mismos personajes de El último deber, ahora ancianos retirados, se reencuentran para recuperar el cuerpo del hijo de uno de ellos, asesinado en la guerra de Irak. Al igual que la precuela, Ponicsan aprovechará para introducir sus dosis de humor y distancia irónica mientras aborda un tema tan espinoso en EE. UU. como es su militarismo.

Por cierto, la secuela ya la ha rodado para el cine el prestigioso director Richard Linklater (Boyhood) con un casting de lujo encabezado por Bryan Cranston (Breaking Bad), Steve Carrell (Foxcatcher) y Laurence Fishburne (Matrix).

Etiquetas
Publicado el
17 de febrero de 2018 - 06:38 h