Vía libre para excavar las tres fosas comunes de Monturque

Trabajo de identificación de restos de Aremehisa en Aguilar de la Frontera | MADERO CUBERO

Un año después, Monturque ya tiene la vía libre por parte de la Dirección General de Memoria Democrática de la Junta de Andalucía para excavar y hacer los estudios de ADN oportunos de las tres fosas comunes de la Guerra Civil que hay en su término municipal. La propuesta arrancó hace ocho años gracias a Aremehisa (la asociación por la recuperación de la memoria histórica de Aguilar) pero hasta ahora no se va a materializar.

La Junta publicó este jueves en el BOJA la autorización para excavar. Monturque será, pues, el primer municipio de los cuatro cordobeses que ya tienen el visto bueno de la Junta para excavar fosas de la Guerra Civil.

En Monturque sí se puede hablar de tres fosas comunes en tres lugares concretos del pueblo. Estas fosas estarían delimitadas en tres parcelas del pueblo, situadas en varios polígonos del mismo. La primera fosa estaría ocupada por un olivar. La zona es conocida como la Estacada de los Muertos, la finca se llama Las Capellanías. En esta fosa estarían enterradas unas 18 personas. Hace tiempo se hizo una pequeña cata sin resultados satisfactorios. Se habla también de pequeñas fosas de una o dos personas a lo sumo que estarían en dicha finca pero en el margen de la misma, pegada a la carretera que va en dirección Lucena (N-331).

La mayoría de fusilados serían de la población de Priego y Carcabuey. Por otras fuentes, se sitúa la fosa más cerca de la carretera, concretamente desde un álamo que hay en el lateral, se tienen que contar tres olivos hacia el interior del mismo. El número de víctimas que puede haber en esta fosa viene dados por fuentes orales recogidas por el cronista de la localidad, ya que los datos del Registro son incompletos, puesto que solo aparecen 4 inscripciones y de los testimonios recopilados, 10 personas fallecieron en las tapias del cementerio de Aguilar y tan sólo dos aparecen enterrados en el interior del cementerio y que están localizados con sus lápidas, todas ellas fallecidas en 1936.

En 2008, Aremehisa aseguró que una de las fosas se improvisó. Un camión que circulaba por la carretera que unía a Córdoba con Málaga se averió y finalmente los presos fueron fusilados y enterrados en el lugar.

Etiquetas
stats