Los precios vuelven a subir en noviembre en Córdoba y el IPC se sitúa en el 6,3%

Los precios volvieron a subir en el mes de noviembre en la provincia de Córdoba. Según ha publicado el Instituto Nacional de Estadística (INE) este miércoles, el Índice de Precios al Consumo (IPC) en la provincia de Córdoba se incrementó en un 0,3% en el último mes y se sitúa en el 6,3% como tasa interanual. En lo que va de año, la tasa de incremento es de un 6,4% en Córdoba.

El aumento de los precios en el mes de noviembre viene liderado por el vestido y el calzado, con seis puntos más y colocándose en 3,4% en lo que va de año. Los alimentos subieron tres décimas y se sitúan en el 5,6% este año, mientras que los gastos asociados a la vivienda, gas, agua y electricidad bajaron este mes -2,7% pero acumulan una subida en el año que los coloca en 18,5%, y el transporte subió un punto hasta el 12,8% en lo que va de 2021.

Actualmente, en la provincia de Córdoba el IPC ha alcanzado un techo que no tocaba desde hace 30 años, durante la crisis de principios de los años noventa. El IPC no ha dejado de subir desde el mes de febrero de este año. En 2020 los precios, incluso, bajaron, durante lo peor de la crisis sanitaria. Pero la salida del confinamiento está provocando un sobrecalentamiento de la economía que está alcanzando unos niveles desconocidos en las últimas décadas.

El Índice de Precios de Consumo (IPC) ha subido un 0,2 por ciento en Andalucía durante el mes de noviembre con respecto al mes anterior, mientras que la tasa interanual ha aumentado hasta el 5,4 por ciento, según ha informado este miércoles el Instituto Nacional de Estadística (INE), que detalla que el dato acumulado en lo que va de año se cifra en un 5,4 por ciento.

A nivel nacional, el Índice de Precios de Consumo (IPC) subió un 0,3% en noviembre en relación al mes anterior y elevó su tasa interanual hasta el 5,5%, una décima por encima de la tasa de octubre y su nivel más alto en 29 años, según los datos del INE.

La tasa interanual del IPC registrada en noviembre (5,5%) es una décima inferior a la avanzada a finales del mes pasado por el INE (5,6%). En el caso de la tasa mensual (0,3%), el dato definitivo también es una décima menor al que adelantó Estadística (0,4%).

Con el dato interanual de noviembre, el más elevado desde septiembre de 1992, el IPC encadena su undécima tasa positiva consecutiva.

En términos interanuales, la tasa del 5,4 por ciento andaluza es inferior a Castilla y La Mancha (6,6%); Castilla y León (6,2%); Aragón (6,1%); Extremadura, Galicia, La Rioja y Melilla, todas ellas con un 5,9%. En el otro extremo están Canarias (4,6%); Ceuta (4,8%); País Vasco (5,1%) y Asturias (5,2%), entre otras.

Por sectores, en Andalucía durante el mes de noviembre los precios han subido en relación con el mes anterior en vestido y calzado (4,7%); transporte (1%); menaje (0,4%); otros bienes y servicios (0,4%); alimentos y bebidas no alcohólicas (0,3%).

Por el contrario, bajan en vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (-2,5%); restaurantes y hoteles (-0,2%) y sanidad (-0,1%) y se mantienen sin cambios en los demás apartados: bebidas alcohólicas y tabaco; comunicaciones, enseñanza y ocio y cultura.

Por provincias, con respecto al mes anterior, los precios han subido en siete de ellas, especialmente por encima de la tasa regional en Jaén (0,5%); Cádiz y Córdoba (ambas con el 0,3%). En Málaga es del 0,2% y en tres de ellas están por debajo de la media andaluza: Almería, Granada y Huelva (0,1%), mientras que en Sevilla no ha habido variación porcentual.

Datos nacionales

Según Estadística, en el comportamiento interanual del IPC de noviembre destaca la subida de los precios de los alimentos, de los carburantes y lubricantes para el transporte personal y de la restauración, así como el hecho de que los precios de los servicios de alojamiento bajaron más en noviembre de 2020 de lo que lo han hecho este año.

En concreto, el grupo de alimentos elevó más de 1,5 puntos su tasa interanual en noviembre, hasta el 3,3%, por la subida del precio de la carne y porque el precio de las frutas bajó más en noviembre del año pasado que en este año.

Por su parte, el grupo de transporte incrementó más de un punto su tasa, hasta el 13,5%, por el mayor coste de las gasolinas para el transporte personal, mientras que el grupo de hoteles, cafés y restaurantes registró una tasa interanual del 2,5%, cinco décimas superior a la de octubre, por el encarecimiento de la restauración y la evolución de los precios de los servicios de alojamiento.

En el lado contrario, el grupo de vivienda recortó su tasa interanual casi cuatro puntos en noviembre, hasta el 16,8%, por el descenso de los precios de la electricidad, frente al repunte registrado en 2020. Pese a ello, la luz se ha encarecido en el último año un 46,7% incluyendo las rebajas impositivas aplicadas a la factura de la luz. Descontando dichas rebajas fiscales, la subida interanual del precio de la luz sería del 67,8%.

De hecho, sin tener en cuenta la rebaja del impuesto especial sobre la electricidad y las variaciones sobre otros impuestos, el IPC interanual alcanzaría en noviembre el 6,2%, siete décimas más que la tasa general del 5,5%. Así lo refleja el IPC a impuestos constantes que el INE también publica en el marco de esta estadística.

La inflación subyacente (sin alimentos no elaborados ni productos energéticos) subió tres décimas en noviembre, hasta el 1,7%, su valor más alto desde julio de 2013. De este modo, la subyacente se sitúa casi cuatro puntos por debajo del índice general.

En el penúltimo mes de 2021, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) elevó su tasa interanual una décima, hasta el 5,5%, mientras que repuntó un 0,2% en tasa mensual.

Etiquetas
stats