Sadeco instalará un ecopunto de residuos para vecinos y hosteleros en la Ribera

Un autobús, al principio del Paseo de la Ribera | MADERO CUBERO

La empresa municipal de saneamientos, Sadeco, ha sacado a licitación en este mes de marzo el contrato para instalar un ecopunto de recogida de residuos en la Ribera, que atenderá tanto el servicio para los vecinos como para los establecimientos comerciales de la zona.

El proyecto de instalación de este ecopunto -al que ha tenido acceso este medio-, lo sitúa en la calleja Noques y con fachada también en la calle Consolación, en un local actualmente sin uso en la planta baja de un edificio de viviendas, donde se proyecta la ejecución de un cuarto destinado a almacenamiento de residuos sólidos urbanos. Cuenta con una superficie de 142 metros cuadrados.

El ecopunto albergará en su interior contenedores de residuos sólidos urbanos (RSU) “en adecuadas condiciones de higiene, evitando cualquier tipo de molestia. El cuarto de residuos se dividirá en dos zonas, una de ellas destinada al depósito de residuos por parte de los ciudadanos (Ecopunto público) y otra dedicada al sector hostelería y comercio (Ecopunto comercial), quedando una parte del local original ocupada por unos aseos y un local sin uso”, según señala el proyecto. Además, se detalla que allí se instalarán nueve contenedores de 1.000 litros de capacidad para el uso vecinal y 20 contenedores de 360 litros de capacidad para uso comercial.

El cuarto de residuos sólidos urbanos contará con las instalaciones básicas para su funcionamiento, como son la instalación eléctrica, suministro de agua (para limpieza y extinción de incendios), lector de tarjetas para control de acceso a la instalación, instalación de protección contra incendios, climatización y renovación de aire.

De hecho, la instalación de control de acceso se hará mediante un lector de tarjetas magnéticas instalado en el exterior de la zona pública del cuarto de residuos -como ya existe en otros ecopuntos como el de la calle Capitulares-, y estará conectado con el sistema de apertura automática de la puerta, mediante detectores de presencia interior. Se

distribuirán alrededor de 200 tarjetas magnéticas. El presupuesto base de licitación de este proyecto asciende a 96.754,29 euros más IVA.

Desde Sadeco, se ha querido “agradecer la labor que ha llevado a cabo en este proyecto el consejero Salvador Fuentes, así como la de los vecinos y vecinas de la zona, en especial aquellos que residen en el bloque donde se instalará el punto limpio”, con los que se han mantenido diversas reuniones desde la empresa municipal, “en las cuales se han tenido en cuenta sus demandas para cerrar un proyecto que mejorará sustancialmente la recogida de residuos en la Ribera”.

Etiquetas
stats