¡Atención, jabalí! La sed y el hambre llevan a los animales salvajes a lugares que no son su hábitat


0

El hambre y la sed está llevando a los animales salvajes que habitan en Sierra Morena a buscar agua y comida en lugares que no son sus hábitats naturales. El último ejemplo está en un enorme ejemplar de jabalí avistado a apenas un kilómetro de Pozoblanco a plena luz del día, en las inmediaciones del campo de golf.

Unos conductores grabaron el pasado domingo en la carretera que une Pozoblanco con Obejo, en las inmediaciones del campo de golf, a un enorme macho corriendo junto a una valla. El vehículo circula a su paso hasta que el jabalí se para en seco al descubrir un agujero bajo la valla y entra en la carretera, arremetiendo contra el coche.

Según varios testigos y expertos medioambientales, durante las últimas semanas la sequía está provocando la presencia de animales salvajes en lugares como la Dehesa Boyal de Pozoblanco, que no es su hábitat. Al contrario, estos animales van buscando el agua de las charcas del campo de golf, además de la del embalse de Santa María, muy próximo a Pozoblanco.

Etiquetas
stats