Medio centenar de empresas se disputan el proyecto de la UCO que revolucionará el olivar

Banco de Olivos en Córdoba | MADERO CUBERO

Medio centenar de empresas se disputan los contratos para poner en marcha el proyecto Innolivar de la Universidad de Córdoba, una iniciativa basada en la investigación, la tecnología y la innovación que está llamada a revolucionar el sector del olivar. Con un presupuesto de licitación de algo más de 9 millones de euros, 47 ofertas de empresas concurren por llevarse los contratos de alguno de los doce primeros lotes que la Universidad ha sacado a concurso.

Hasta 58 ofertas ha recibido la Universidad -según consta en el Informe de Valoración de Propuestas- distribuidas en los doce lotes, pero 11 de esas ofertas han sido rechazadas al no superar el umbral mínimo de puntuación para continuar en el proceso de licitación. Los tres criterios puntuables que sí han superado 47 propuestas de empresas han sido el cumplimiento de demanda tecnológica, el diseño conceptual y el grado de innovación.

El proyecto Innolivar, que se incluye en el convenio entre el Ministerio de Economía, Industria y Competitividad y la Universidad de Córdoba, cofinanciado con fondos FEDER, pretende llevar a cabo el desarrollo de la última tecnología aplicada al sector olivarero con, por ejempleo, cosechadoras autopropulsadas que hagan más fácil la campaña.

Innolivar se desarrollará durante los próximos cuatro años y cuenta con cinco bloques temáticos: desarrollo y mejora de la mecanización y la recolección; mejora de medidas ambientales, prácticas sostenibles y cambio climático; actuaciones de industria, calidad y trazabilidad; biotecnología; y mejora de la mecanización, recolección y seguimiento de la aceituna de mesa.

Cosechadoras autopropulsadas

De momento, la UCO sacó en mayo a licitación estos doce lotes del proyecto y ahora se encuentra en pleno proceso de valoración para adjudicar finalmente cada una de las líneas de innovación. De esos doce lotes, el primero será uno de los más ambiciosos: el desarrollo de cosechadoras autopropulsadas para olivar intensivo, para que el que ha reservado una partida de casi 400.000 euros. El segundo lote tiene previsto que los empresarios que se hagan con la licitación desarrollen un vehículo polivalente para olivar en pendiente y de difícil mecanización, un proyecto para el que se ha reservado más de medio millón de euros.

En su apuesta por revolucionar tecnológicamente el olivar se ha previsto un tercer lote para crear un sistema con el que pulverizar la copa de un olivar tradicional y otro intensivo (400.000 euros) y otro más para crear otro propio para la gestión de la poda de los olivares (316.000 euros).

Uno de los grandes retos del olivar andaluz es la lucha contra la erosión. Para combatirla, una empresa tendrá que diseñar un plan concreto y medios para hacerlo, gracias a una financiación de medio millón de euros. También se quiere trabajar en una mejora de sistemas y tecnologías para la elaboración de los aceites de oliva. Este lote sale a licitación por 410.000 euros.

Investigación contra enfermedades del olivo

Hay un séptimo lote que busca la aplicación de instrumentos analíticos basados en la tecnología de la Espectrometría de movilidad iónica (340.000 euros), un octavo para la elaboración de formulado pre-comercial de microorganismos antagonistas para el control de la verticilosis del olivo (600.000 euros) y un noveno para la elaboración de formulado pre-comercial de hongos entomopatógenos para el control de la mosca del olivo (una de sus grandes amenazas para lo que se destinarán casi medio millón de euros).

Además, se buscan empresas que sean capaces de desarrollar nuevas variedades de olivo en seto (367.000 euros), una empresa que diseñe sistemas de recolección integral basados en sacudidores de copa para la recolección de aceituna de mesa (465.000 euros) y otra que elabore un diseño de sistemas integrados para la trazabilidad en tiempo real en recolección mecanizada del olivar de mesa (412.000 euros).

La gran mayoría de los fondos del proyecto Innolivar son europeos, a cargo del programa Feder, y necesitan de la aprobación del Consejo de Ministros del Gobierno central. El llamado convenio de Compra Pública Innovadora (CPI) ha sido solicitado por la Universidad Córdoba a demanda del sector representando en las interprofesionales del Aceite de Oliva Español (IAOE) y de la Aceituna de Mesa (Interaceituna). El convenio se desarrollará, mediante colaboración público-privada, entre la UCO y las empresas del sector, “para obtener productos y servicios innovadores dentro de los ámbitos de la mecanización, medio ambiente y biotecnología, la industria y la trazabilidad”, según señalan sus promotores.

Etiquetas
stats