Toda la oposición denuncia que el millón del bono comercio del Ayuntamiento se va a quedar en el banco

Pleno ordinario de septiembre en el Ayuntamiento

Toda la oposición del Ayuntamiento de Córdoba ha criticado este lunes al equipo de gobierno que ha reconocido que no va a poder ejecutar el llamado como Bono Comercio, el millón de euros en ayudas previstas para que los comerciantes de la ciudad lograsen superar la crisis económica derivada del confinamiento y las restricciones sanitarias. Este lunes, el gobierno local ha reunido a la oposición (PSOE, IU, Podemos y Vox) para informarles de que en 2021 no va a poder tramitar la subvención de un millón de euros destinada a los comerciantes. Esta ayuda se fijó en el plan de choque del año 2020 y consistía en un bono con descuentos a los ciudadanos para fomentar la compra de cercanía.

Tanto el PSOE, como IU y Podemos (de manera conjunta) y Vox han emitido comunicados de prensa detallando lo que ha ocurrido en la reunión del Consejo Local de Comercio. En ella, según han informado, el concejal de Comercio Antonio Álvarez ha admitido que por falta de personal no se ha podido tramitar el llamado Bono Comercio. Además, IU y Podemos denuncian que se ha perdido una ayuda para los fondos Next Generation que también se ha pedido y que se habría perdido.

Postura del PSOE

La concejal del Grupo Municipal Socialista Carmen Victoria Campos ha exigido al alcalde, José María Bellido, que dé la cara "ante su falta de palabra con el sector del comercio de cercanía de la ciudad, uno de los que más ha sufrido los efectos de la pandemia". “El alcalde tiene que estar a la altura de lo que necesitan sus ciudadanos en estos momentos” , ha explicado. Sin embargo, “llevan año y medio mareando la perdiz, sin contestar a todas las preguntas que se ha hecho desde el Grupo Socialista en cada pleno y en cada comisión”, ha recordado. De hecho, la única respuesta que se ha ofrecido al Grupo Socialista han sido “evasivas, sin compromiso de fechas previstas para su puesta en marcha”, ha explicado.

Según la concejala socialista, en la reunión se ha “ha evidenciado el desastre, no habrá ayudas para el comercio. El bono 10 ni está ni se le espera, una realidad inadmisible para la que no hay excusas que valgan”, ha subrayado, especialmente en un “Ayuntamiento con más dinero que nunca y con el mayor batallón de cargos”.

En el acuerdo entre todos los grupos políticos en el Ayuntamiento para el uso de los ahorros municipales de 2019 firmado en noviembre de 2020, se destinaron 500.000 euros a este fin. "Cinco meses después, a propuesta de los socialistas, se sumaron otros 500.000 euros para el Bono 10 en virtud del acuerdo por el que se desbloqueó el presupuesto para 2021. Este dinero tiene fecha de caducidad, el 31 de diciembre", y “lamentablemente, como hemos venido advirtiendo, este año será imposible que se destine al fin para el que estaba previsto", ha concluido Carmen Campos.

Postura de IU y Podemos

Los grupos municipales de IU y Podemos han “constatado” en la reunión del Consejo Asesor de Comercio que el alcalde y el equipo de gobierno "más caro de la historia han abandonado” al comercio de barrio en “plena pandemia y en uno de los momentos más complicados de su historia reciente”.

A través de un comunicado conjunto, han afirmado que el equipo de gobierno, a pesar de contar "con un elenco de asesores que les supone al Ayuntamiento 2,3 millones de euros anuales", ha sido “incapaz”, por “segundo año consecutivo", de sacar adelante el Bono10, con el que se busca “estimular la economía local, así como crear y mantener los puestos de trabajo en el comercio local, que no debemos olvidar suponen el 30% del total que hay en nuestra ciudad”.

La idea de esta iniciativa era emitir vales con un valor de 30 euros, para utilizar en el comercio de cercanía, de los 20 pone el cliente y 10 los aporta el Ayuntamiento.

“Estamos en el décimo mes, a dos de acabar el año, y ahora se dan cuentan que no van a utilizar esa partida, por lo que una vez más vuelve a pagar la ciudadanía, en este caso el comercio de barrio, la incompetencia del Alcalde y de su equipo de gobierno”, han agregado.

Ante este “despropósito” de gestión y viendo que ha sido icpaza de ejecutar 1,4 millones, "mucho nos tememos que la propuesta que ha presentado hoy el equipo de gobierno, de 2,7 millones, para acogerse a una línea de los Next Generation, relacionada con comercio, no se llevará a efecto”.

Postura de Vox

La portavoz de Vox en el Ayuntamiento de Córdoba, Paula Badanelli, ha considerado un “desastre que este Ayuntamiento termine el 2021 sin que se haya tramitado ni una sola ayuda de las incluidas en el Presupuesto ni de las comprometidas para el sector, pero más aún nos ha parecido lamentable las explicaciones que han dado en la Comisión de Comercio del porqué se abandona al sector de esta manera”.

Badanelli ha criticado además que “después de haber anunciado millones de euros por parte del ayuntamiento de Córdoba para el comercio, a Vox se le haya impedido la labor de fiscalización y control. No nos dan la información y cuando nos enteramos de las cosas, no tienen solución, es inadmisible que a mediados del mes de octubre se plantee que hay que ejecutar los presupuestos antes del 31 de diciembre. Nos enteramos de las cosas mal y tarde, desde luego vamos a ser muy duros en la crítica”.

Además, la portavoz municipal de Vox ha mostrado su indignación por una de las causas por las que, según el delegado, el comercio en Córdoba no recibiría ni una de las ayudas prometidas. “Atribuir esta mala gestión con el comercio a la falta de personal es echarse piedras sobre su propio tejado, en vez de emitir esta queja que el alcalde gestione mejor Recursos Humanos, porque en sus manos está arreglar este caos, para nombrar coordinadores a dedo no tiene tantos problemas. Además, nos han dicho en la Comisión que están apunto de llegar a una situación en la que les supone imposible operar ¿Esta razón es suficiente para dejar al comercio sin ayudas en 2021, para que tengan que seguir estirando lo que les llegó este año aprobado perteneciente a las ayudas de 2020? No, no es una razón suficiente para esta falta de compromiso por parte del Gobierno de Bellido con los comerciantes en Córdoba”.

Por último, Badanelli ha explicado que “el bono comercio, que pretendía poner en circulación un millón de euros, para incentivar el consumo en periodos de ventas bajas, no ha sido tramitado, por lo que hay que dejarlo para el próximo año. Sin embargo sí han tramitado todos los impuestos que se les ha cobrado a nuestros comerciantes desde el inicio de la pandemia. No hay derecho a que uno de los sectores que sostiene el tejido conómico de nuestra ciudad, que crea empleo y que da vida a nuestras calles tenga este tratamiento por parte del ayuntamiento liderado por José María Bellido”.

Etiquetas
Publicado el
11 de octubre de 2021 - 17:37 h
stats