Detenidos dos empresarios por cobrar a inmigrantes ilegales por falsos contratos

.
En el operativo de la Policía Nacional se ha arrestado también a una persona por un delito contra el derecho de los trabajadores en Bujalance

Agentes de la Policía Nacional han procedido a la detención de tres personas, una por su presunta participación en un delito contra los derechos de los trabajadores, y las otras dos por delitos de estafa y falsedad documental, todo ello relacionado con la regularización administrativa en España de ciudadanos extranjeros. Los arrestados son dos empresarios que estafaban a inmigrantes irregulares con falsos contratos de trabajo, a los que les cobraban entre 1.500 y 3.300 euros por ellos, según informa la Policía Nacional a través de una nota de prensa.

Estas detenciones han sido fruto de una operación policial llevada a cabo durante los últimos tres meses por agentes especializados en la lucha contra las redes dedicadas a la inmigración clandestina y falsedad documental, así como el tráfico de seres humanos con fines de explotación laboral y/o sexual.

Dichos investigadores centraron su trabajo en una serie de establecimientos ubicados tanto en la capital como en la provincia en los que se podrían encontrar trabajando ciudadanos extranjeros en situación irregular, los cuales estarían desarrollando su labor sin contrato de trabajo y sin estar dados de alta en la seguridad social. Por lo que los investigadores realizaron varias inspecciones, constatando, a primeros de diciembre del 2012, como en la localidad de Bujalance (Córdoba) había dos locales atendidos por ciudadanos de origen pakistaní, en los cuales trabajaban tres individuos en situación irregular en España, los cuales fueron detenidos por infracción a la Ley de Extranjería.

A raíz de dichas detenciones los agentes procedieron posteriormente a la detención de una cuarta persona como presunta autora de un delito contra los derechos de los trabajadores. Pero como quiera que los investigadores no daban por finalizada la operación, en fechas recientes la Policía Nacional ha procedido a la detención de otras dos personas como presuntas autoras de un delito estafa y falsedad documental, al tener constancia de que habían facilitado a los referidos ciudadanos pakistaníes falsos contratos de trabajo con los que poder regularizar su situación en nuestro país.

Los ahora detenidos, ambos empresarios españoles, cobraban entre 1.500 a 3.300 euros a los extranjeros irregulares por cada falso contrato de trabajo, el cual nunca se hacía efectivo, y con el cual dichos individuos trataban posteriormente de regularizar su situación presentándolos en la Oficina de Extranjeros de la Subdelegación del Gobierno en Córdoba.

El operativo policial ha sido llevado a cabo por agentes del Grupo II de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de Córdoba.

Etiquetas
stats