Cañito Bazán, a la espera del informe de toxicología 100 días después

Trabajos de apuntalamiento en el local en el que se inició el fuego | MADERO CUBERO
La primera fase de las obras ha permitido demoler e instalar nuevos falsos techos, retirado algunos puntales y reparar alguna de las conducciones eléctricas | Más de tres meses después del incendio las casas siguen sin ser habitables

Más de tres meses después, los más de 100 vecinos que fueron desalojados permanentemente de sus viviendas en la urbanización Los Jardines de Trassierra a causa de un incendio en un bazar chino siguen sin poder volver a sus viviendas. Así lo pone de manifiesto el último informe del arquitecto encargado de las rehabilitación del inmueble, que señala que, 100 días después del suceso, se sigue a la espera de que se formule el análisis toxicológico con el que medir las partículas de hollín depositadas en las viviendas y que, por el momento, hace inviable la vuelta de las familias desalojadas desde la noche del pasado 20 de enero.

En su informe, el arquitecto también da cuenta del estado de las obras que, desde el pasado 6 de abril se están desarrollando en el inmueble de 315 viviendas y 12.475 metros cuadrados de solar. En este balance de las obras se indica que se ha procedido a retirar y reparar los falsos techos de las zonas comunes de siete bloques de viviendas, del 10 al 16, a los que hay que unir el local en el que se ubicaba el local en el que se iniciaron las llamas, que sigue apuntalado. Junto a esto, el arquitecto indica que en los próximos días se procederá a la instalación de las nuevas luminarias y la reparación de conducciones eléctricas. Junto a esto, en los próximos días se remitirá a la Gerencia de Urbanismo el proyecto de rehabilitación del inmueble.

Etiquetas
stats