La Báscula trae su método de adelgazamiento hasta Córdoba

.

Los promotores del programa de televisión La Báscula que ayuda a perder peso a personas con obesidad comprobaron que uno de los lugares desde donde más respuesta de los espectadores había era Córdoba. Con ese índice en la mano y con el cocinero y conductor del programa Enrique Sánchez como socio, en Córdoba acaba de abrir sus puertas la clínica La Báscula que trae hasta la ciudad el método que se desarrolla en televisión.

Un grupo de profesionales de la endocrinología, la nutrición, la psicología y el entrenamiento físico serán los encargados de desarrollar un tratamiento personalizado para cada uno de los pacientes con obesidad que lleguen hasta la clínica cordobesa, que cuenta ya con una veintena de personas que siguen su método.

"Igual que se hace en el programa de televisión, queremos abordar la obesidad que es una de las mayores patologías de hoy en día", explica el director de la clínica, Miguel Ángel Ramos. Así, en un único centro, los profesionales trabajarán con cada paciente desde sus distintos ámbitos. Pretenden crear de esta manera un método de trabajo interdisciplinar y dar cabida, aparte del tratamiento personalizado a cada paciente, a terapias en grupos reducidos donde "se obtienen más beneficios al compartir la misma situación que viven varias personas".

En el apartado de nutrición, el socio y cocinero Enrique Sánchez aporta su granito de arena en asesoramiento gastronómico "para que cuando alguien se ponga a dieta no actúen solo los nutricionistas y coman algo más que pechuga a la plancha", pone como ejemplo de las herramientas dietéticas posibles para perder peso que incluyen recetas más variadas.

"No se trata de una clínica de adelgazamiento sino de una clínica para cambiar a hábitos de vida saludables", cuenta Sánchez sobre el método que desarrolla La Báscula y que, en palabras suyas, "ya viene rodado y probado" tras más de dos años de vida de una clínica similar en Sevilla.

Etiquetas
stats