La Audiencia pide otro informe forense por la 'klebsiella'

.
La Sección Segunda estima parcialmente el recurso del abogado de una familia y reclama que se determine si hubo “posibilidad de contagio” y qué medidas tomó el hospital Reina Sofría para evitarlo, en ese caso

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Córdoba ha estimado en parte un recurso presentado por la familia de un hombre que murió en abril de 2014, y representada por el abogado Federico Medina, y reclama que se descarte si en el hospital hubo “posibilidad de contagio” por la bacteria de la klebsiella durante aquel episodio, en el que también murió su compañero de habitación, afectado también.

La sala toma esta decisión después de atender el recurso presentado por el abogado contra la decisión del titular del Juzgado de Instrucción número siete de Córdoba, que decidió el archivo de la causa después de atender el informe médico de un forense, que determinó que la causa del fallecimiento de este paciente se produjo por “asistolia” y en el que no puede afirmar con certeza que se debiera a la presencia de la bacteria. Ahora, la Sección Segunda reclama al Juzgado que se incorpore a la causa (que quedó sobreseída provisionalmente) los informes médicos del paciente fallecido para que se elabore “un nuevo informe forense” en el que se establezca “la posibilidad de que hubiese existido contagio” y, en su caso, las medidas tomadas por el hospital para evitarlo.

El abogado de la familia alegó que el informe forense se había llevado a cabo sin contar con el historial clínico del paciente fallecido. Además, también reclamaba que se tomase declaración a los médicos con los que se querelló y a las personas que atendieron a la víctima.

“En todo caso, si el contagio hubiera sido evitable conforme a los protocolos mínimos de actuación ante la sospecha de infección” sí que podría “existir infracción penal”, considera la Audiencia Provincial, por lo que “deberían de adoptarse las prevenciones oportunas a criterio” del juzgado. “De no constar dicha evitabilidad o de no poder establecerse la causa de la infección procedería el archivo de la causa”, zanja la Audiencia Provincial.

El 15 de julio de 2014, después de investigar una a una otras 16 denuncias presentadas por fallecimientos relacionados con la bacteria klebsiella en el hospital Reina Sofía de Córdoba, la Fiscalía Provincial decidió archivar el caso. La Fiscalía Provincial concluyó que no había indicios de ilícito penal en cada uno de ellos, por lo que archivó las denuncias. Desde entonces se han ido presentado querellas a título particular que ya suman seis. Además, en noviembre se constituyó una asociación de afectados en Córdoba. Todos los casos los lleva el abogado Federico Medina. Pese a ello, se siguieron presentando querellas en los tribunales y hasta se creó una asociación de afectados que desde su constitución en noviembre del 2014 representa ya a un total de 42 familias. En total, se calcula que son diez los fallecidos, de los que supuestamente nueve habrían contraído la bacteria en el hospital Reina Sofía. Habría un décimo que se infectó en el hospital de El Ejido (Almería).

De momento, la asociación ha presentado ya un total de siete querellas. La última, y al igual que otras ocasiones, va dirigida contra el jefe de Medicina Preventiva y el entonces director gerente del Hospital y actual gerente del SAS, José Manuel Aranda, además del responsable de la Unidad de Gestión Clínica de Hematología. Según la querella los hechos podrían ser constitutivos de un delito de homicidio imprudente. La klebsiella es un germen que se puede encontrar presente en la flora intestinal y que, de manera muy excepcional, en pacientes en situación crítica, con estancias prolongadas y/o en tratamiento con antibióticos, puede cambiar y originar un patrón de resistencia al tratamiento.

Las infecciones nosocomiales por gérmenes oportunistas -entre los que se incluye la klebsiella– existen en los hospitales como consecuencia de la frecuente utilización de antibióticos que favorecen su resistencia, además de la manipulación intensiva (ventilación asistida, nutrición parenteral, canalización de vías centrales) en pacientes con una situación extremadamente delicada.

Etiquetas
stats