Hacen trampa (con las pensiones)

Jugar limpio supone seguir las reglas del juego y cumplir los acuerdos pactados sobre la forma en la que se va a desarrollar la partida. Cualquier otra cosa es hacer trampa. Los hay que hacen trampa incluso jugando al solitario, y se dedican a manipular y adaptar las normas según les interese en cada momento. Así siempre ganan. Se quedan tan contentos; incluso piensan que han encontrado la fórmula mágica para ganar cada vez, para tener razón y si alguien les llama tramposos, o mentirosos, podrán justificarse con algo así como un será que usted no me entendió bien, que no captó bien lo que quería decirle . Se dirán a si mismo que no han mentido, que han adapatado sus principios a una realidad que tampoco es tal, que ellos mismos inventan.

Lo que va a hacer el gobierno con las pensiones es trampa. El presidente ha dicho que no se tocan, que no tiene intención de cambiar el estado de las mismas, que el sacrificio  que nos imponen a todos con la subida de impuestos es para garantizar que los pensionistas no se empobrezcan, entre otras cosas. Eso supone actualizarlas con relación al Índice de Precios al Consumo (IPC), para que no pierdan capacidad adquisitiva.

El índice con el que se deberían actualizar las pensiones se les ha ido de las manos, y en septiembre, fuera de sus pronósticos, ha llegado al 3,4%. La causa es basicamente el incremento del IVA, que los empresarios han trasladado a los consumidores. Eso supone mucho dinero, mucho gasto, y afecta a los objetivos de déficit que se han impuesto con tanta severidad (que nos han impuesto, que somos los ciudadanos los que los soportamos). Para no perder la partida, sostenella y no enmendalla, mantienen el principio, actualizar de acuerdo con la inflación, pero cambian el indicador de referencia. No va a ser el IPC, ahora será el IPC reducido, a impuestos contantes (IPC-IC), que excluye de la variación de los precios la parte que se debe a los impuestos que gravan el consumo y es, por tanto, más bajo. Así parece que cumplen con su promesa electoral y con el objetivo de reducir el déficit. En la práctica los pensionistas verán reducida su capacidad económica, porque los precios suben para ellos tanto como suben para todos, el 3,4%, pero sus pensiones subirán bastante menos. Digan lo que digan es hacer trampa, jugar sucio, mentir. Con tramposos no se puede jugar, menos aún con asuntos tan serios. Eso sí, se ahorran más de 4.000 millones de euros con el maquillaje del IPC.

Etiquetas
Publicado el
14 de octubre de 2012 - 08:00 h
stats