Jauja: donde nació 'El Tempranillo', el bandolero andaluz por excelencia

Jose María 'El Tempranillo'

¡Y llegamos a Jauja! Esta pequeña aldea lucentina debe su nombre a los árabes, quienes la usaron para conectar Granada con las llanuras de Écija. Jauja fue árabe hasta finales del siglo XIV. En el siglo XVIII pasó a pertenecer a los Duques de Medinaceli, para a partir del siglo XIX pasa a constituirse como una pedanía de Lucena. Actualmente cuenta con poco más de 1.000 habitantes pero hubo uno que marcó para siempre su historia: José María El Tempranillo, bandolero romántico por excelencia y figura clave del museo que se levanta en esta aldea para homenajear al bandolerismo andaluz.

Benamejí: cuna de los bandoleros de toda España y de un movimiento salpicado por los tópicos

Benamejí: cuna de los bandoleros de toda España y de un movimiento salpicado por los tópicos

El Centro Temático del Bandolerismo Romántico es el eje principal del producto turístico la Ruta por las Tierras de El Tempranillo que aborda no sólo su vida, sino también el devenir del bandolerismo romántico muy conocido durante el siglo XIX, sobre todo porque fueron muchos los autores franceses, ingleses y alemanes que, viajando por Andalucía, trataron este movimiento.

Nuestro recorrido arranca en la segunda planta, dedicada íntegramente a El Tempranillo y a explicar cómo fueron sus prontos comienzos -de ahí su sobrenombre- y cómo tuvo que huir tras matar a otro joven durante una romería. José María se dejó influir por otros bandoleros, como Frasquito El de la Torre, para cometer ciertos actos vandálicos, y se movió principalmente por Sierra Morena y Gibraltar. La muestra recoge también trabucos originales del siglo XIX, de gente adinerada, y puñales que sí fueron usados por los bandoleros, al igual que las pistolas italianas y de bolsillo. En cuanto al retrato de José María El Tempranillo, la réplica que aquí se expone es un retrato de su cara, realizado por John Frederick Lewis, pintor inglés que conoció al bandolero durante un encuentro en Sevilla.

El Tempranillo trajo de cabeza durante décadas al rey absolutista Fernando VII, quien llegó a recompensar con hasta 8.000 reales a quien lo capturara. Pero nada más lejos de la realidad: ninguno de sus hombres dio con él. Fue el mismo El Tempranillo quien aceptó el indulto del rey a cambio de que dedicara todo su empeño en detener a los bandoleros. Terminó siendo asesinado por uno de ellos en el cortijo del marqués de Casasaavedra, aunque la tradición oral apunta que fue en el cortijo de Buenavista.

En la primera planta de este museo encontramos la sala del mito del bandolerismo donde se aborda cómo fue este movimiento en España y cómo ha sido tratado en las creaciones literarias. A través de una proyección y gafas 3D, el visitante puede meterse en la piel del mito, viendo la realidad a través de sus ojos. La planta baja esconde las raíces del bandolerismo y las claras diferencias entre las clases que imperaban en aquellos siglos en Andalucía, recreadas en dos mesas de comedor. En aquel entonces, las tierras estaban en manos de los ricos mientras que el resto estaba sumido en la miseria, causa de luchas campesinas.

En esta misma sala, una rueda de molino da paso a tres pantallas con una proyección audiovisual que nos ayuda a comprender cómo convivían en un cortijo los diferentes grupos sociales. Un pequeño pasillo situado a la izquierda nos muestra las casas que tuvieron relación con El Tempranillo, como el cortijo en el que se convirtió en bandolero.

El Centro dedica sus últimas salas al mundo de los bandoleros y a los viajeros románticos que llegaron, incluso, a idealizar el paisaje andaluz y su despoblación. La dureza del clima andaluz no era nada para ellos comparado con los beneficios del sol y la poca nubosidad. Tal fue la fama que adquirió Andalucía que la figura de El Tempranillo apareció en muchos de sus relatos. Lo describían como el bandolero generoso, que robaba a los ricos para entregarle su motín a los pobres.

El Tempranillo murió en Alameda el 22 de septiembre de 1.833, un año después de su indulto. Su cadáver fue velado durante dos días y fue enterrado el 24 de septiembre En el antiguo cementerio de Alameda, hoy convertido en un patio andaluz.

Etiquetas
Publicado el
31 de enero de 2021 - 16:05 h
stats