Sonrisas heladas en Primera Nacional

Lance del encuentro entre Deza Maristas y Unicaja en el Pabellón del Colegio Cervantes | ÁLEX GALLEGOS

Siete equipos jugaron y solo uno pudo salir de la cancha entre abrazos. La Primera Nacional deparó una jornada de tinte amargo para los representantes cordobeses. Sólo uno fue capaz de ganar, el Adeba, y lo hizo en un intenso derbi provincial en la cancha del BF La Carlota (70-76). Las chicas de José María Alcántara siguen dando la talla en la competición y se quedan con un balance de 3-1, a la estela de los dos primeros de la tabla. Para el novato Virgen del Carmen hubo otra ración extra de intensidad. Las de Pepe López recibieron en el pabellón colegial al Candray, un clásico de la categoría que tuvo que sudar la gota gorda para imponerse por 57-60. Las carmelitas, con 1-4, continúan su proceso de adaptación a la categoría.

El partido estelar de la Primera Nacional Femenina tuvo lugar en el Pabellón del Colegio Cervantes. Cruzaron sus caminos los dos únicos equipos sin derrotas en la competición: el Deza Maristas y el Unicaja. El pleito fue de alto voltaje, con dos formaciones que dejaron sobre la cancha el testimonio de su calidad. Terminaron imponiéndose las malagueñas por 73-77, por lo que mantienen, ya en exclusividad, el cartel de invictas. El partido estuvo competido hasta el fin. Las cordobesas iban por delante en el primer cuarto (19-17), en el descanso (38-37) y en la entrada en el último periodo (57-55). Llegaron a colocarse con 65-57 a falta de cinco minutos, pero ahí surgió la figura de la visitante García, que se erigió en protagonista para guiar a las de la Costa del Sol a un sufrido triunfo, después de un parcial final de 8-20. Cáceres y Pérez fueron las mejores del cuadro de Miguel Ángel Luque, que sigue arriba con un balance de 4-1.

En Primera Masculina hubo debacle generalizada. Ninguno tuvo opción. El CP Multiópticas Antolí Peñarroya cayó en casa por 58-75 ante el Martos, quedándose con un récord de 1-4 en la zona baja del grupo. Ahí sigue también el CBE Penibética del Sur Ciudad de Córdoba, que continúa sin conocer el triunfo. El equipo de Quique Garrido no encontró la manera de hincar el diente a un adversario muy superior, el CB Armilla, que dejó claras las razones de su liderato: los granadinos se impusieron por un inapelable 112-68. El único equipo cordobés con balanza positiva en la categoría es el Colegio Virgen del Carmen, que cayó en la cancha del Mijas (65-51). Los de Edu Pérez, con 3-2, siguen en la cuarta posición.

Etiquetas
stats