Las lesiones en defensa, ese problema que no desaparece

Armando en su vuelta al césped de El Arcángel FOTO: MADERO CUBERO
Aunque por el momento no afecta, resulta curioso que la línea de atrás sea la más afectada por las bajas, una situación de la que ya escapó Armando

Si algo condiciona a Villa en la presente temporada esto son las lesiones. La cuestión de las bajas en este sentido se ha convertido en un quebradero de cabeza demasiado común, pues semana tras semana ve cómo algún futbolista queda, cuanto menos, en la duda de si podrá ser de la partida en el partido que se avecina. Es un contratiempo continuo, que se produce desde el principio de la campaña, a la que no llegó Armando tras lesionarse en el tramo final de pretemporada, en el triangular que el Córdoba disputó en San Fernando. El motrileño tardó en entrar en juego ocho jornadas, aunque ahora se mantiene en el puesto sin que exista género de dudas por la lesión de otros compañeros.

Son Iago Bouzón y Raúl Bravo los que peor suerte tienen en esta materia, ya que los dos viven la idéntica situación de que salieron de una lesión y cayeron en otra. El gallego, al menos, comienza a trotar y se espera que no se retrase en exceso su salida de una enfermería en la que esta semana también está Luso y en la que por el momento, por fortuna, no entra Fran Cruz. El joven zaguero, único jugador que cuenta con participación en todos los partidos del conjunto blanquiverde en el presente curso, tanto en Liga como en Copa, anda estos días con algunas molestias. A él apuntan las miradas de cara al choque del domingo en Murcia, si bien todo parece indicar que no habrá problema para que vuelva a estar sobre el césped, en este caso de la Nueva Condomina.

Su compañero en los dos últimos encuentros fue Armando, que hoy analizó el asunto de las lesiones y la circunstancia de que éstas afecten continuamente a la línea de retaguardia. El motrileño expresó que "yo, como compañeros que están lesionados, he estado ahí, por lo que no le deseo a nadie que lo esté, porque se pasa un poco mal". Precisamente sobre la situación que le tocó vivir y su actual titularidad, el central señaló que "reaparecí hace poco y he intentado o estoy intentando coger el ritmo de partidos, y poco a poco, con trabajo, al final eso tiene sus frutos". Más allá de su propia experiencia, entró a comentar el problema que suponen las continuas bajas para Villa en la zaga, que es la línea que más se resiente desde el comienzo en este sentido.

"Ha sido la línea más afectada. No sé, supongo que será por casualidad que haya sido así. La gente está trabajando bien y en ese sentido esperemos que se recuperen pronto y que no haya más sustos de este tipo", indicó Armando antes de tratar también el estado en que se encuentran sus compañeros en la retaguardia del cuadro califal. En el caso de Fran Cruz, apuntó que "tiene unas molestias, pero no creo que le impida estar al cien por cien para el fin de semana", de forma que se espera que Murcia no haya que volver a realizar algún cambio obligado en el once. Totalmente distinta es la situación de Iago Bouzón y Raúl Bravo, aunque el primero avanza en su recuperación. "Ya le veo trotar, le veo correr y está trabajando bastante en el gimnasio, haciendo ejercicios de poleas y eso, y desde aquí le envío mucho ánimo para que siga trabajando para que pronto le veamos entrar, tanto a él como a Raúl Bravo", explicó.

Con las lesiones en mente de todos de manera casi ininterrumpida, surge la duda de si el estado del campo de la Ciudad Deportiva puede tener algo que ver. "Hay jugadas como resbalones, que se te queda una pierna delante y otra detrás, pero no tiene más inconveniente, aunque, sin que sirva de excusa, ni mucho menos, no son las condiciones más idóneas para entrenar, pero es lo que tenemos y hay que tirar con ello para delante", expuso.

Etiquetas
stats