La noche más especial de Pedro como blanquiverde

El canterano Pedro, feliz tras debut en Primera.

Fueron muchos los momentos, fueron infinitas las sensaciones. Los nervios, la tensión. Las lágrimas. La pasión desatada. Los gritos de alegría. El eco de la historia llamando a tu puerta. Más de 2.000 almas coreándote al unísono en un Vista Alegre ensordecedor. El vello de punta. La sonrisa complice de un técnico satisfecho. El abrazo de unos directivos que siguen inmersos en su propia nube, que es la realidad aunque quizá todavía no lo crean al 100%. Caio César levantando a la grada en cada acción y colándose entre los mejores de la jornada. El duelo del pasado sábado entre el Córdoba Patrimonio de la Humanidad y el Industrias Santa Coloma dejó quizá uno de los regustos más dulces que se recuerdan en clave blanquiverde. Una tarda en la que un sueño se hizo realidad. Pero en multitud de sentidos. Fueron muchos los protagonistas para los que dicho encuentro quedará ya por siempre en un rincón muy especial de la memoria. Con absoluta nitidez. Y uno de ellos, posiblemente el más feliz de todos, sea Pedro de la Cruz. 

El joven canterano es ya un rostro visible para la parroquia más fiel del Córdoba Patrimonio. Trabajador incansable, ha ido subiendo peldaños a base de mucho esfuerzo hasta consolidarse como un auténtico referente en el filial, lo cual le ha valido ya desde hace un par de campañas para enrolarse en la dinámica del primer equipo. Pero el vértigo de la Primera División no ha supuesto un obstáculo para él, que en cada entrenamiento siempre se mostró con la ambición de querer ser uno más, aunque consciente del desafío al que se estaba enfrentando. Así, fue poco a poco sumando experiencia a través de muchos entrenamientos a las órdenes de Josan González, además de poder participar en encuentros amistosos y en la Copa de Andalucía esta misma pretemporada. Ir superando metas cada día, con la humildad del joven que llama a la puerta, y que en este último enfrentamiento cumplió un sueño más. 

Restaban tres minutos para el final del duelo cuando el técnico pontano pidió que entrara. El Córdoba Patrimonio dominaba entonces por 5-1 a su adversario y Vista Alegre era una auténtica caldera de celebración. En este escenario le tocó debutar al bisoño pívot que, pese a no tener los focos de otros, cerró una jornada de plena felicidad.

“Una noche especial para mí la de ayer”, subrayó el jugador en sus redes sociales, reconociendo estar “muy feliz de debutar en Primera División y más aún de hacerlo con este grupo de personas”, por lo que dio las gracias “a todos por estar ahí conmigo”. Y a buen seguro, entre otras muchas personas, ese gesto de agradecimiento iba también dirigido hacia Josan quien, en pleno éxtasis por conocerse que el conjunto califal se alzaba como líder de la mejor liga del mundo, escribió que "sobre todas, la noticia de día” era la del estreno del canterano. “Lo que somos y lo que queremos ser, enhorabuena a todos los que forman las categorías inferiores del Córdoba Patrimonio. Esto solo es un paso más, seguimos currando, seguimos creciendo”, expuso. Una noche muy especial en blanquiverde para todos, pero quizá más si cabe para el joven Pedro, que ya es uno más de la élite. 

Etiquetas
Publicado el
1 de noviembre de 2021 - 17:13 h
stats