El Córdoba Patrimonio de la Humanidad ya trabaja sobre el parqué de Vista Alegre. Y con balón. El plantel blanquiverde, después de pasar los reconocimientos médicos el lunes, ha llevado a cabo este martes su primera sesión de entrenamiento en el recinto capitalino. Un primer contacto con el esférico en el que la plantilla de Josan González ha vuelto a reencontrarse con la pista de juego, con una plantilla que ha estado casi al completo, a expensas de la llegada de Lucas y Bolo y Muhammad Osamanmusa, únicos ausentes y que aún disponen de permiso del club para incorporarse más adelante. Asimismo, la primera plantilla también ha contado con el apoyo de varios efectivos del filial. 

De este modo, los dos capitanes del equipo han comparecido ante los medios. Por un lado, Jesús Rodríguez ha indicado que el equipo parte con “ilusiones renovadas y con ganas de seguir disfrutando del futbol sala aquí en Córdoba” y de “luchar por objetivos por qué no diferentes que los de otros años”. En efecto, el cierre ha subrayado la idea de dar un paso adelante, tal y como también reconoció el presidente José García Román. “Queremos ser un poquito más ambiciosos, hemos afianzado la categoría más que de sobra estas temporadas de atrás y queremos luchar por lo menos por objetivos más ambiciosos, esa Copa, esa Final Four, ese play off de liga”, ha especificado. 

Eso sí, el futbolista admite que “la liga pone cada uno en su sitio”, aunque “pondremos todo para conseguirlo”. Con todo, será vital el papel de la grada, puesto que “la afición es súper importante, cada vez que ha habido un partido complicado aquí la afición ha respondido y nosotros en la pista lo notamos”, por lo que ha querido “hacer un llamamiento a la afición para que nos apoye, que disfrutemos de un buen año en Vista Alegre” y anima “a todo el mundo a que se saque su abono”. 

Por último, Jesús Rodríguez ha expuesto que para los que vienen “de jugar en Segunda B o Tercera en pueblos de la provincia, estar en la mejor liga del mundo, luchando por cosas que antes no veías comprensibles, es muy bonito y más con el equipo de tu ciudad”, por lo que su objetivo particular es “poner todo de mi parte para estar bien fisicamente, competir al máximo y ayudar al equipo lo máximo posible”.

Por su parte, el guardameta Cristian Ramos también ha recalcado que “es un orgullo seguir defendiendo la camiseta de mi ciudad” y se encuentra “con ganas de poder hacer algo nuevo esta temporada”, ya que “el año pasado nos quedó un poquito el sabor agridulce y queremos conseguir algo bonito”. El arquero es uno de los pocos cordobeses que se mantienen en la plantilla de cursos anteriores, y lidera un bloque que se ha mantenido, en su mayoría, del año anterior, aunque “las incorporaciones vienen muy fuerte y esperemos adaptarlos lo antes posible para que empiecen a rendir”. 

El portero también se ha referido al peso de la afición, que es “nuestro sexto jugador” y “hay que darle un empujón a esa campaña”. Es más, confían “en los que estén porque nunca nos han fallado pero el club y nosotros en la pista necesitamos la máxima afición posible”. 

Etiquetas
Etiquetas
stats