El amargo adiós de Córdoba al fútbol de bronce

Un lance del último duelo del filial en Segunda B. | ÁLVARO CARMONA
Los descensos de Lucena y Córdoba B provocan que el próximo curso no haya representación de la provincia en Segunda B, algo que no sucedía desde la campaña 2004-05

La temporada que toca a su final arroja un balance realmente negativo para el fútbol cordobés. El más claro ejemplo de esa realidad está en la pobre campaña realizada por su máximo representante. El Córdoba cerrará el sábado el que es peor curso de su historia. La escuadra califal se despedirá de un breve período en Primera con unos guarismos para el olvido y con la sensación de que faltó compromiso por parte de sus jugadores. Conoció su retorno a Segunda A tres jornadas antes de que terminara el campeonato. Pero la dolorosa caída del conjunto blanquiverde no es la única, puesto que también su filial y el Lucena pierden su categoría. Tanto califales como celestes acabaron por descender a Tercera tras un ejercicio lleno de altibajos, pero con más sombras que luces. Los dos equipos lucharon por evitar triste desenlace, si bien, a la vista está, no lo consiguieron. De esta forma, la Segunda B se queda huérfana de conjuntos de la provincia de cara a la temporada que viene. Será la primera vez en que tenga lugar esta circunstancia después de diez años.

A lo largo de la última década, de manera consecutiva, campaña tras campaña, el Grupo IV de la categoría de bronce siempre contó con al menos un representante de Córdoba. En cuatro ocasiones, fueron dos los que compartieron tabla en Segunda B. Muy reciente está la existencia de ese derbi provincial entre Córdoba B y Lucena que se dio en los dos últimos cursos. En el anterior, los lucentinos quedaron fuera del play off tras dos temporadas en que sí logró entrar y el filial blanquiverde logró una meritoria salvación. En la capital de la Subbética, se cumplía un ciclo y se iniciaba una profunda renovación, que iba desde la cúpula, con la entrada de una nueva junta directiva, hasta la plantilla. La remodelación del equipo también fue importante en el segundo equipo blanquiverde. Y quizá las dos escuadras acusaron tanto cambio, ya que ninguna pudo, o supo, alcanzar la permanencia.

En el caso de los aracelitanos, resulta quizá un tanto más doloroso el descenso, pues marca el final de una etapa histórica. El Lucena debutó en Segunda B hace ahora ocho temporadas. Fue en la 2007-08 cuando por primera vez disputaba partidos de bronce el conjunto celeste, que escalaba así hasta su cota más alta. Aunque con el paso de las campañas fue mejor, debido a esas dos fases de ascenso consecutivas que disputó de la mano de Rafael Carrillo ‘Falete’. El técnico cordobés no consiguió este curso cambiar la dinámica del equipo cuando el club le buscó como revulsivo a falta de cinco jornadas para el final. Los lucentinos supieron con una fecha de adelanto que el próximo ejercicio tendrán que militar en el Grupo X de Tercera, donde les acompañará el Córdoba B. El cuadro blanquiverde bajó un peldaño a pesar de hacer sus deberes en el último partido. Un empate entre Cartagena y La Roda condenó a los de Luis Miguel Carrión. En ambos casos, se prevé una nueva remodelación.

Sea como fuere, lo único que queda claro tras ese doble descenso, es que Córdoba se queda sin presencia en Segunda B. Se dará esta circunstancia diez años después de que por última vez en la categoría de bronce no jugará algún equipo de la provincia. No en vano, en las campañas 2005-06 y siguiente, las anteriores al ascenso celeste al Grupo IV, firmaron representación el Córdoba y el Villanueva. Corrían otros tiempos. Al conjunto blanquiverde le iba la vida retornar a Segunda A y los jarotes vivían un sueño que después, tras caer a Tercera, se convertiría en pesadilla. El club de la capital, por cierto, es por desgracia gran conocedor del tercer nivel del fútbol español, pues en él compitió en casi 20 ocasiones. De hecho, militó en Segunda B justo una campaña después de que entrara en funcionamiento. El curso que viene tocará esperar que los descendidos busquen el regreso.

Etiquetas
stats