CRÓNICA

Lluvia de letras en el Bulevar tras dos años sin Feria del Libro

Inauguración de la 47 Edición de la Feria del Libro de Córdoba

0

“Si la hacemos todos los meses, se acaba la sequía”, decía con sorna una de las dependientas de una de las casetas de la Feria del Libro. La broma tenía su gracia. Ya se haga en marzo o en abril, el agua no es ajena a la gran cita callejera de los cordobeses con la literatura, que este año ha vuelto tras dos años en blanco. Este viernes, chuzos de punta al poco de quedar inaugurada la feria.

Y, si el agua es alegría, la lluvia de letras lo es más para los libreros y las editoriales que ocupan las 45 casetas desplegadas en el Bulevar del Gran Capitán entre este vienes y el próximo domingo 1 de mayo. De hecho, había quien como Maribel, propietaria de la Librería Maribel, consideraba que la lluvia iba a ser positiva para las ventas.

“Si llueve la gente no se va a la playa y ya buscarán planes para pasar el fin de semana en Córdoba”, explicaba Maribel mientras colocaba los libros en su caseta, que en buena parte estaba destinada a la literatura infantil. Y es que, a su juicio, las ferias son buenas para que los padres y los niños se reúnan en torno a la lectura. “Los libros infantiles que más se venden son los que los niños escojan”, razonaba la dependienta.

Descuentos, best sellers y editoriales de moda

Coincidía con este diagnóstico toda una especialista en literatura infantil, Hermenegilda Moreno, propietaria de la librería Títere, que cuenta que este tipo de ferias son buenas para vender best sellers y libros para los más pequeños que, en este caso, es su especialidad. A su juicio, los libros que más se venden son aquellos cuyo autor viene a presentarlos. Así que se anima a apostar por el best seller infantil de este año: Un bosque en el aire de Beatriz Oses, que además lo presenta el próximo lunes.

Más allá de los más pequeños, para los que la feria del libro siempre tiene un punto de magia, los más mayores también tienen motivos de sobra para acudir al bulevar. Algunas librerías, como La casa del libro, por ejemplo, ofrecían un 10% de descuento para quien se acerque a comprar a la Feria del Libro. Otras, como La República de las Letras, habían trasladado parte de su catálogo al Bulevar y se habían asociado para representar en la feria a editoriales tan potentes (y de moda) como Anagrama, Blackie Books, Acantilado y Galaxia Gutenberg.

Luque, la decana de las librerías cordobesas, había apostado por ofrecer best sellers y libros de temática cordobesa. Andrés explicaba que es lo que más vende durante estos días, en los que llegan a todo tipo de público. Así, los libros más repetidos en las casetas que incluían novedades eran Ciudad en llamas, el último libro del autor noir norteamericano Don Winslow, o el superventas Por si las voces vuelven, del periodista Ángel Martín.

El confinamiento y la lectura

“Yo en 2019 vendí un buen número de libros de naturaleza y ha habido otros años que lo que se demandaba era el ensayo”, señalaba Hermenegilda Moreno un poco antes. ¿Y la poesía? No es que faltara. La editorial Cántico, por ejemplo, ha montado un puesto y, desde bien temprano, atendía a clientes atraídos por el amplio catálogo de novedades que ofrece esta casa editorial incombustible.

En este ámbito, Maribel explicaba que la pandemia había acercado a mucha gente a la lectura. “Yo tengo clientes muy mayores que se han reencontrado con los lectores en estos dos años. El confinamiento y la soledad han llevado a encontrar el amparo entre las páginas de un libro, situando a la cultura en un lugar primordial, a pesar de que, en muchas casas, la literatura y los libros se puedan ver como un gasto accesorio. ”En mi casa leemos mucho. Todos. Fíjate, es que llevo aquí un rato y ya me he quedado sin dinero“, contaba una clienta a Alejandra Vanessa, poeta y -estos días- dependiente de la caseta de Cántico.

La primera Feria del Libro del alcalde

“Es el momento de devolverle a los libreros el cariño y la compañía que nos han dado los libros en estos dos años de pandemia”, decía en la inauguración el alcalde de Córdoba, José María Bellido, en su primera Feria del Libro como alcalde (recordemos que la de 2019 fue antes de su victoria electoral y que en 2020 y 2021 no se celebró). Bellido se ha paseado por el Bulevar y es bastante probable que vuelva con sus hijos a lo largo de los próximos días.

Igual, cuando lo haga, se encuentra a la gente con una cata de vino en una mano y un libro en la otra. Maribel bromeaba con que eso es lo que pensaban hacer ella y su compañera. “Este año coincide todo, la feria, la cata, las cruces... pero lo bueno es que tenemos todos ganas de ir a todo”, concluía la librera.

Para que luego digan que nunca llueve a gusto de todos.

Los actos del fin de semana

La inauguración oficial de la Feria del Libro ha sido este viernes 22 de julio a las 12:00 en el Bulevar del Gran Capitán. Ese mismo día, Antonio Barragán presenta Enterado. Justicia militar de guerra en Córdoba 1936-1945 (Utopía Libros), Alejandro López Andrada Parte de ausencias. Poemas del éxodo rural (Hiperión), y se celebra la Mesa Redonda 50 años del Grupo Zubia, con Juan Castro, Francisco Carrasco y Mercedes Castro.

El sábado 23 de abril se da el pregón inaugural por parte de Olvido García Valdés, al tiempo que se celebra un encuentro con clubes de lectura con Javier Padilla y Pedro Gullón a cuenta de Epidemiocracia. Salud pública, política e ideología en tiempos de pandemia (Capitán Swing). Por la tarde estarán Diego Martínez, Clara Oblifado y Salvador Osuna y Pepe Larios.

El domingo 24 de abril pasará por la feria Daniel García Florindo con La infección de los días (Cántico), Leire Martín con Yo también quise ser como Ana y Mía (Zenith), Héctor Hugo Navarro con Los ahogados, además de que se presenta la antología de poetas cordobesas Ni diosa, ni dulce, ni serpiente.

El resto de la programación está AQUÍ.

Etiquetas
stats