La Virgen de la Trinidad estrenará sus respiraderos laterales el Martes Santo

Diseño de los nuevos respiraderos laterales de la Virgen de la Trinidad | HERMANDAD DE LA SANTA FAZ

María Santísima de la Trinidad tendrá importantes avances en su paso de palio, que se encuentra en proceso de mejora y enriquecimiento, la próxima Semana Santa. Entre los estrenos que se podrán ver en la calle están los dos respiraderos laterales en metal plateado y dorado que siguiendo el diseño de Rafael de Rueda está cincelando el orfebre José Manuel Bernet. Serán como el delantero que ya salió en 2018 pero con menos relieves, mucho más planos, y sin cartelas centrales debido a que las dimensiones de la puerta de la parroquia de San Juan y Todos los Santos por la que debe salir no lo permiten.

La intención de la cofradía es contar con los nuevos respiraderos para mediados de marzo. Tendrán, como el frontal, elementos vegetales y rocalla. Y junto a este estreno será novedad también la bambalina trasera que ya se bendijo en los cultos de la Virgen en diciembre y que lleva como motivo central una cartela bordada en sedas con la escena de la Anunciación.

La hermandad lleva varios años haciendo un gran esfuerzo económico para poder engrandecer su patrimonio. Otra muestra de ello son los ocho ciriales para los dos pasos que igualmente son nuevos. Los cuatro de la Virgen se estrenaron también en el triduo de diciembre y saldrán por primera vez en Semana Santa como los cuatro del Señor de la Santa Faz. Para ello, el orfebre Bernet ha reutilizado los antiguos basamentos de los varales del paso de palio, que ha enriquecido con soles y ráfagas doradas. Los de la Virgen llevan letanías y la vara por la que se cogen es de estilo rocalla, mientras que los del Señor tienen en su parte alta atributos de su Pasión y la base es de estilo barroco.

En el mismo estilo serán las dos varas de pertiguero, que llevarán los medallones pectorales, en el caso de la Virgen con el Ave María y la cruz trinitaria y en el misterio el JHS también con cruz trinitaria. Su diseño y ejecución corresponden al orfebre de cabecera de la cofradía: José Manuel Bernet, de La Algaba.

Como ya se anunció, será también novedad este año la reforma y ampliación del paso de misterio, una tarea que están llevando a cabo en los talleres Ortiz-Jurado. El paso, que estrenará parihuela, será más largo y más alto. “Más imponente”, indican desde la cofradía. Algunas de las partes del friso llevarán aplicaciones en plata. Además, se incorporará un ascensor para la imagen del Señor de forma que vaya más elevado respecto a las otras imágenes del misterio y que lo bajará para salir bien por la puerta de la iglesia.

La Virgen de la Trinidad lucirá también el Martes Santo la Cruz Pectoral que le regaló el obispo auxiliar de Sevilla, Santiago Gómez Sierra, durante sus últimos cultos.

Etiquetas
stats