El precio de la vivienda sube más en Córdoba que en la Costa del Sol

Dos mujeres observan los precios de una inmobiliaria | ALEX GALLEGOS

El precio de la vivienda terminada (nueva y usada) sube más en la provincia de Córdoba que en la Costa del Sol, según el dato provisional de la estadística Tinsa IMIE Mercados Locales referido al primer trimestre del año. Así, según el informe Tinsa, la principal empresa en tasación de inmuebles de España, el precio de la vivienda en Córdoba ha crecido en un 6%, uno de los ritmos más altos de Andalucía y, sorprendentemente, por encima de lo que se paga en la Costa del Sol, donde los precios han subido un 5%.

En Andalucía, el precio ha subido un 4,1%. A nivel nacional lo ha hecho un 3,8%. En Córdoba, el ritmo de crecimiento es superior a la media, aunque de momento lo que se paga por una vivienda en la provincia, de media, sigue siendo mucho más bajo a lo que cuesta en otros puntos donde los precios no crecen tanto.

Córdoba es, no obstante, la segunda provincia andaluza con los precios más bajos y de las tres que no superan los 1.000 euros por metro cuadrado, según este informe. Así, en la provincia de Córdoba se paga, de media, 962 euros por un metro cuadrado construido. Solo es más barata una vivienda en la provincia de Jaén, donde no se llega ni a los 800 euros.

Pese a este último gran crecimiento de los precios, en Córdoba una vivienda cuesta hoy, de media, un 42% menos que sus máximos, alcanzados justo antes del estallido de la burbuja inmobiliaria en el año 2008.

En Córdoba, de media, una hipoteca se firma por un importe de 84.000 euros. Así, cada hipotecado paga una cuota media de 391 euros al mes. En total, esta cuota le supone el 16,5% de sus ingresos, según los datos del informe Tinsa.

Datos de la capital

En cuanto a Córdoba, la subida es más moderada. Así, según el informe Tinsa, el crecimiento de los precios en la ciudad se sitúa en el 2,8%, por debajo incluso de la media nacional. En la ciudad el metro cuadrado se paga a 1.250 euros, por encima del coste de un piso en Huelva, Jaén o Almería capital. Todavía, un piso en Córdoba cuesta un 45% menos que su máximo, alcanzado también antes de la crisis económica.

A nivel nacional, el precio de la vivienda terminada (nueva y usada) se situó en los 1.285 euros por metro cuadrado en el primer trimestre del año, un 3,8 por ciento más que en el primer trimestre del año pasado, según el dato provisional de la estadística Tinsa IMIE Mercados Locales.

Desde que alcanzó su punto de inflexión en 2015, el mercado residencial ha recuperado un 7,2 por ciento de su valor, situándose en niveles del segundo trimestre de 2013, aunque el precio de la vivienda acumula todavía un descenso del 37,2 por ciento desde los máximos alcanzados en 2007.

Los mayores incrementos interanuales registrados de enero a marzo en el precio de la vivienda se dieron en Madrid, Navarra y Baleares, con un aumento del 15,5 por ciento, del 12,1 por ciento y del 10,5 por ciento, respectivamente, respecto al primer trimestre de 2017.

Cataluña, por su parte, ha moderado su tasa de crecimiento interanual hasta el 7,3 por ciento en el primer trimestre y, según Tinsa, ha acusado el freno registrado en el último trimestre del año.

Por el contrario, Castilla-La Mancha (-1,3%), Extremadura (-0,6%) y Galicia (-0,1%) han sido las únicas tres regiones en las que el precio de la vivienda en el primer trimestre del año ha caído respecto al mismo periodo del año anterior.

Respecto al precio, en términos absolutos, Madrid, con un precio medio de 2.159 euros por metro cuadrado, ha superado en el primer trimestre a Baleares (2.068 euros por metro cuadrado) como la región con el precio medio más elevado.

Por su parte, Extremadura, con un precio medio por metro cuadrado de 768 euros, ha vuelto a ostentar el valor medio más bajo entre las regiones españolas.

Desde máximos de 2007, las comunidades autónomas donde el ajuste acumulado supera el 50 por ciento son Castilla-La Mancha (-53,2%), La Rioja (-50,8%) y Aragón (-50%). Por debajo del 50 por ciento, con una brecha todavía "importante", se sitúan Murcia (-46,5%), la Comunidad Valenciana (46,5%) y Navarra (-45,2%).

Por provincias, casi un tercio de las provincias españolas han registrado un abaratamiento de los precios en los tres primeros meses del año respecto a 2017. Por el contrario, Madrid (+15,5%), Navarra (+12,1%) y Baleares (10,5%) destacan en el primer trimestre con importantes crecimientos de los precios, según Tinsa.

Si se tienen en cuenta las capitales de provincia, Madrid (+17%) y Palma de Mallorca (+14,7%) han destacado como las capitales donde los precios medios registraron un mayor dinamismo en los últimos doce meses.

El director del Servicio de Estudios de Tinsa, Jorge Ripoll, cree que la principal amenaza sobre el mercado de la vivienda en Barcelona reside en el potencial deterioro económico asociado a la incertidumbre política.

En Madrid, por otro lado, considera que el principal foco de atención se centra en el posible desajuste entre ingresos familiares y el precio si los valores evolucionan con la misma intensidad en los próximos meses, lo que, bajo su punto de vista, "podría mermar la capacidad de acceso a la vivienda".

8,3 meses para vender una vivienda

Por otro lado, el índice IMIE de Tinsa ha puesto de relieve que el tiempo medio de venta de una vivienda ha seguido recortándose y se ha situado en el primer trimestre del año en los 8,3 meses.

No obstante, esta cifra depende de cada región. En concreto, el tiempo estimado de venta va desde los 3,5 meses que se registran en Madrid a los 15,5 meses de Cantabria.

Además, las familias tienen que dedicar el 16,8 por ciento de los ingresos brutos familiares para adquirir un inmueble. El importe medio de nuevas hipotecas ha rondado los 116.794 euros y la cuota hipotecaria se ha situado en los 542 euros mensuales.

Asimismo, se han realizado un total de 20,8 transacciones de compraventa por cada mil viviendas y 3,2 visados de obra nueva por cada 1.000 viviendas existentes.

Etiquetas
stats