El oro líquido: el precio del aceite, dos años y medio a más de tres euros (y subiendo)

Un jornalero recoge aceituna | MADERO CUBERO

El aceite de oliva sigue siendo el oro líquido para los olivareros cordobeses. La última salida de precios ha dejado bastante contentos a los productores pese a que la campaña está yendo peor de lo previsto, a los comercializadores y también a los consumidores. El precio del aceite de oliva lleva ya 28 meses (dos años y medio prácticamente) por encima de la barrera psicológica de los tres euros el litro de virgen extra, y la previsión es que siga subiendo.

Según los datos consultados por este periódico en la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA), en plena campaña el precio del aceite virgen extra alcanza ya los 3,47 euros el litro. Es el punto justo de equilibrio entre lo que buscan los productores (para lograr la máxima rentabilidad posible) y que el consumo no se resienta. Con precios cercanos a los cuatro euros el litro los consumidores suelen buscar otras grasas y otros derivados.

Estos precios son un 10% superiores a los de la pasada campaña, que ya fue muy rentable para el sector, y vienen a compensar la actual, que ha bajado la producción por la extrema sequedad de este verano, con temperaturas altísimas, y la tardía llegada de las lluvias, que aunque beneficiosas no han ayudado al engorde de la aceituna.

De momento, la campaña (que en algunos puntos está empezando ya a culminarse) está siendo tan buena que la patronal agraria Asaja ha mostrado su satisfacción por el ritmo de ventas que se acaba de iniciar. Así, las ventas están prácticamente triplicando a la producción. En noviembre, por ejemplo, las almazaras cordobesas recibieron 13.000 toneladas, mientras que vendieron casi 32.000. Pese a todo, sigue habiendo 19.500 toneladas en almacén.

A nivel nacional y, según los datos de la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA), en noviembre se comercializaron 116.000 toneladas de aceite, una cifra muy buena y la segunda mejor de las últimas cinco campañas. Todo a pesar de que las existencias son menores al año pasado en 95.000 toneladas, debido al retraso en la campaña y a los bajos rendimientos que está teniendo el fruto. Los precios durante este mes se han mantenido estables.

La pasada campaña, finalizada el 30 de septiembre, se cerró en la provincia de Córdoba con una producción de 270.177 toneladas de aceite de oliva en las 180 almazaras existentes. La media de producción histórica es de 235.811 toneladas (media de 10 campañas previas), así que lo producido en la campaña anterior es superior en un 15% al valor medio. Se han molturado 1.341.288 toneladas de aceituna, con un rendimiento graso de la aceituna del 20,05%.

Para este año se espera una producción cercana a las 263.000 toneladas de aceite de oliva, algo superior a la media de las últimas 5 campañas (y un 2,4% menos que la campaña pasada). En Andalucía se espera una producción de 1.108.400 toneladas, mientras que se estima en el conjunto de España 1.380.000 toneladas y en el mundo, 2.918.000 toneladas.

La producción de aceituna se concentra en el sur de la provincia, en las comarcas de la Subbética, Guadajoz- Campiña Este, y Campiña Sur, donde se producirá más del 70% de la aceituna. En el conjunto de Córdoba son 349.500 hectáreas de olivar y alrededor de 41.000 explotaciones las existentes, que han comenzado o comenzarán en breve una nueva campaña de recogida de aceituna.

Etiquetas
stats