La oposición tacha de “pucherazo” la propuesta de elección directa del alcalde

Tejada hablando con Luis Martin antes del pleno | MADERO CUBERO
Desalojo de los activistas del Rey Heredia, aprobación de las tarifas de Emacsa, Palestina, apoyo unánime a los trabajadores de Atento y al camino público del Castillo de Maimón, marcan el último pleno antes de las vacaciones

“Pucherazo”. Así definieron ayer los portavoces de IU, Francisco Tejada, y del PSOE, Inmaculada Durán, la propuesta que presentó el PP en apoyo a la reforma de la Ley Electoral que pretende impulsar el Gobierno de Rajoy para que en las próximas municipales, mayo de 2015, los alcaldes sean los números uno de la lista más votada. A las críticas se unió también el portavoz de UCOR, Juan Miguel Alburquerque, que incidió en lo precipitado de esta reforma a menos de diez meses de los comicios locales.

Por parte del PP, su portavoz, Ana Tamayo, defendió la propuesta que calificó “de sentido común” y de “regeneración democrática” señalando que es lo que piden los ciudadanos cuando apoyan mayoritariamente a una lista electoral y no están de acuerdo con que les gobierne “un pacto de perdedores”. En este sentido, las críticas de IU y PSOE fueron por el mismo camino: “El PP se da cuenta de que tras las elecciones europeas puede perder muchos ayuntamientos y trata de blindarse”, señaló Tejada que recalcó que “no tiene sentido que una lista a la que apoya un 40% prevalezca sobre el 60% restante”. Durán, por su parte, hizo hincapié en que “estamos a favor de una reforma de la Ley Electoral, pero con el diálogo. No es momento de cambiar las normas en medio del partido”. La propuesta salió adelante con los votos en solitario del PP.

Junto a esto, el Pleno también aprobó la modificación en las tarifas de Emacsa, que pasan de tasas a precios privados, y que contó con la oposición de IU y PSOE y el apoyo de PP y UCOR. Tejada reclamó que se mantenga el concepto de tasa presentó una enmienda para la modificación de las tarifas con la que “se ahorraría el recibo en un 15% y Emacsa seguiría dando beneficios”. El responsable de Hacienda, José María Bellido, negó esa subida y destacó la contención fiscal del Ayuntamiento en las ordenanzas.

Mociones y desalojo

El pleno comenzó con el ya habitual desalojo de los activistas del Rey Heredia, que reclamaron a voces agua y luz para el centro social y, en el turno de mociones, continuó con la reclamación, apoyada por unanimidad, de los 36 trabajadores de Atento a los que la empresa quiere aplicarles un ERE, mientras negocia nuevas incorporaciones de personal, a la baja.

También recibió el apoyo unánime de los grupos la reclamación a la promotora de las obras en el entorno del Castillo de Maimón de que identifique y mantenga el carácter público del camino de La Palomera, que hasta ayer iba a ser catalogado como “senda privada de paso provisional” y que IU y PSOE llevaron como moción conjunta. El PP se adhirió a la reclamación y los Maristas deberán modificar el proyecto que pretendía la integración del camino público dentro de su recinto.

Junto a esto, el pleno también mostró su apoyo a que el Consistorio siga garantizando el acceso de mayores en situación de dependencia o de riesgo de exclusión en la residencia de mayores Guadalquivir que, en virtud de la reforma local, quedaba fuera de las competencias municipales. En el texto de la moción, el gobierno local también se compromete a reubicar en otras labores al personal muncipal que presta allí sus servicios.

La polémica llegó con la moción presentada por IU sobre apoyo a la población de Gaza por los ataques indiscriminados y los bombardeos contra civiles del estado de Israel, motivo por el que reclamaba la condena expresa a los ataques por parte del Gobierno central en todos los ámbitos internacionales así como la aportación de ayuda humanitaria a través de Cruz Roja Internacional. Intervino también Araceli Caballero, portavoz de la plataforma Córdoba con Palestina, que condenó la actuación del “estado genocida de Israel” y pidió que se suspendan todo tipo de relaciones comerciales de España y Córdoba por la matanza de civiles y el bombardeo masivo contra los habitantes de la franja de Gaza.

Por parte de los grupos políticos, IU y PSOE condenaron abiertamente la agresión y apoyaron la moción que el PP enmendó ciñéndose a la postura de la UE en el conflicto. En el turno de réplica, Francisco Martínez (IU) acusó al PP de “no mojarse ante una situación de crímenes de guerra” indicando que “no me sorprende nada cuando Aznar está apoyando estos días que reconozcan como doctor de la Universidad de Murcia al presidente de Israel”.

Etiquetas
stats