El IES Gran Capitán denuncia la vuelta a las clases presenciales aunque la normativa recoja docencia telemática

IES Gran Capitán en Córdoba | MADERO CUBERO

Un total de 80 profesores del IES Gran Capitán ha registrado en la Delegación de Educación de la Junta de Andalucía un escrito de denuncia después de que hayan tenido que dar marcha atrás en la modalidad de enseñanza que el centro venía aplicando desde principio de curso a los alumnos de 3º y 4º de la ESO y a los de Ciclos. Desde Educación aseguran que el centro ha interpretado “mal” la normativa permitida por la Consejería de Educación y Deporte al aplicar la semipresencialidad. Sin embargo, la normativa sí recoge este modelo que desde el pasado martes ya no se sigue en este centro.

El pasado 3 de septiembre, la Viceconsejería de Educación y Deporte dio a conocer una circular por la cual se otorgaba a los centros docentes la potestad para ejercer cierta flexibilización curricular y organizativa para intentar conjugar educación y seguridad sanitaria. En dicho documento que ha conocido este medio, la enseñanza de los alumnos de 3º y 4º de la ESO, los de Bachillerato, los de Formación Profesional Inicial y los de Enseñanzas de Régimen Especial podía responder a tres modelos.

El primero hace referencia a una enseñanza presencial y telemática: mientras que la mitad de los alumnos asiste a clase, la otra mitad sigue la enseñanza por vía telemática, lo que requiere una serie de medios técnicos que, según fuentes del IES Gran Capitán, no tienen en el centro, como son cámaras y conectores de bluetooth. A este respecto, esta mismas fuentes recuerdan que durante el estado de alarma hubo que facilitar ordenadores a las familias, aparatos tecnológicos que están siendo ya usados en el centro. Esta docencia debe ser durante todo el curso de manera rotativa.

Por otro lado, el segundo modelo permite una modalidad semipresencial con la asistencia del grupo completo en los tramos horarios presenciales, combinando con sesiones de docencia telemática. En el escrito presentado en Educación, los firmantes señalan que este modelo “empobrecía radicalmente la calidad de enseñanza al agruparse al alumnado de 3º de la ESO en ámbitos que impedían la impartición de las clases por el profesor especialista en la materia”.

Por último, el modelo C -el escogido por decisión dei claustro del IES Gran Capitán para asegurar una mayor distancia entre los alumnos- está basado en la semipresencialidad con asistencia parcial del grupo en los tramos horarios presenciales. En esta modalidad, recoge la normativa, la organización curricular será “similar” al apartado anterior, pero la asistencia presencial será de la mitad del grupo, con alternancia. Ha sido este concepto, “similar”, lo que ha llevado a Educación a enviar un requerimiento al centro, asegurándoles que habían interpretado “mal” la normativa. Cabe recordar que en dicho documento no quedan establecidas las similitudes exactas entre modelos haciendo referencia, además, a la posibilidad de implementarlos al mismo tiempo.

Tras el primer requerimiento, el IES decidió llevar a los alumnos de 3º ESO a la presencialidad total, destruyendo “buena parte del trabajo sobre flujos de entrada y salida, concentración de niveles y señalización realizados por el equipo directivo y el profesor coordinador Covid”. Se mantuvo, por otro lado, la semipresencialidad en 4º ESO y en Bachillerato, presentando a Educación un informe detallado d las medidas sanitarias llevadas a cabo. Esta directriz no fue aceptada, obligando al IES a elegir “entre dos falsas opciones, la sincrónica y la presencial pura aunque, en realidad, es una sola” ya que “el entorno económico del centro y de las familias no permiten” una enseñanza sincrónica con todas las garantías.

“Como claustro nos resulta incomprensible la denegación del modelo elegido. También, que las negativas sean siempre verbales y nunca por escrito. Ahora, todo el trabajo de prevención realizado saltará por los aires. Aceptamos, porque no tenemos más remedio, la realidad que se nos impone. Hemos echado en falta desde el primer minuto un criterio claro y pensamos que  se ha querido cargar a las espaldas de los claustros responsabilidades que no son de su competencia, sino del Gobierno de turno”, concluye el escrito, firmado por casi el 68% de los profesores del centro. Este periódico ha contactado con Educación aunque no ha obtenido respuesta por el momento.

Etiquetas
stats