Docentes por la Pública lleva a la Fiscalía la inaplicación del protocolo Covid en las aulas

Concentración contra el cierre de unidades educativas en colegios | MADERO CUBERO

El sindicato de enseñanza Docentes por la Pública ha presentado una escrito ante la Fiscalía de Córdoba para denunciar que en Andalucía “se ha dejado de aplicar el protocolo acordado por el Ministerio de Sanidad y las comunidades” para afrontar en las aulas la pandemia del coronavirus, lo cual podría tener “efectos muy perjudiciales sobre la salud pública y la economía”.

En el texto, facilitado a los periodistas, el sindicato afirma (aportando pruebas que ha depositado en el juzgado) que hay “abiertas más de mil aulas cada semana donde se habían encontrado alumnos con diagnóstico positivo de Covid-19”, y critica que “casi todo el alumnado de Andalucía ha sido agrupado en grupos de convivencia estable” en los que no se aplica el protocolo acordado.

A juicio del demandante, la estrategia seguida en Andalucía “ha provocado que el porcentaje de menores infectados haya subido un 31,5%” y que “los centros educativos de Andalucía se hayan convertido en un vector de transmisión muy peligroso para la salud pública y para la economía”. Para ello, ponen como ejemplo que en la Comunidad de Madrid “han seguido el protocolo acordado y han conseguido que sus centros se conviertan en un efectivo sistema de control de la transmisión”, ya que “en cada cribado de grupo se localizan muchos otros positivos (al ser menores, en su mayor parte asintomáticos) y permite prevenir a sus familias de posibles contagios”.

Por todo ello, solicitan a la Fiscalía que “de forma cautelar se ordene el cierre inmediato durante 10 días de toda aula que presente un alumno con diagnóstico positivo hasta que podamos estudiar una evolución más profunda de los resultados”.

En el texto advierten de que en Andalucía “se ha alterado un protocolo consensuado por especialistas de varias comunidades autónomas y Sanidad sin ningún criterio aparente o documento que lo justifique” y “en medio de una crisis sanitaria sin precedentes y con una transmisión totalmente descontrolada”. Esto, señalan, lo evidencia “el elevado índice de positividad del 11,7% en los test realizados”, ya que “la OMS considera que más de un 5%” ya supone una transmisión comunitaria fuera de control“.

Restar importancia a los síntomas ante la imposibilidad de afrontar un confinamiento en casa

Denuncian, a su vez, que “los alumnos se agrupan durante 4, 5, 6 horas en aulas cerradas sin una correcta ventilación, sin distancia de seguridad normalmente y sin ninguna garantía de que usen mascarillas homologadas”, con el acuerdo tácito de muchos padres.

“Existe la posibilidad de que, ante la delicada situación económica que atraviesan multitud de familias, muchos padres hayan restado importancia los síntomas que padecían sus hijos porque no podían afrontar un confinamiento económicamente, o simplemente por falta de conciencia”, afirma el escrito, que estima que desde los centros educativos sale “un menor infectado por Covid-19 por cada dos que llegan contagiados de fuera”.

Además, recuerdan que “la situación actual es tan grave que la UE ha recomendado que la semana anterior y posterior a las fiestas navideñas se teletrabaje y se cierren los colegios”.

Por todo ello, pide también a la Fiscalía que inste a los organismos competentes de Andalucía a que “faciliten todos los datos de contagios

diagnosticados, por edades y semana a semana desde el 11 de mayo“, así como ”la información relativa a todas las aulas cerradas desde que comenzó el curso“.

Etiquetas
stats