Los 40.000 empleos perdidos en Córdoba durante una década de crisis

Dos albañiles trabajando en una obra en Córdoba | ALEX GALLEGOS

Córdoba ha tardado una década en recuperar una tasa de paro como la previa al estallido de la crisis económica en el año 2008. Han sido diez años en los que los niveles de paro alcanzaron niveles insoportables, con tasas que llegaron a rozar el 40%. Sin embargo, y a pesar de que en estos años la provincia ha ido poco a poco recuperando la tasa de desempleo previa a la crisis por el camino se han quedado nada más y nada menos que 40.000 puestos de trabajo.

Según la Encuesta de Población Activa (EPA) que publicó este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE), en el último trimestre había un total de 281.600 cordobeses con un puesto de trabajo en la provincia. La tasa de desempleo alcanza el 22%,4%. Con una tasa de paro muy similar, en el primer trimestre del año 2008 tenían un puesto de trabajo en la provincia de Córdoba 321.100 personas. Es decir, son prácticamente 40.000 empleos menos con solo una década de diferencia. ¿Qué es lo que ha pasado? ¿A dónde han ido a parar?

Los datos que arroja la EPA son elocuentes. Y no, no es la pérdida de población. Tampoco la emigración. Según la EPA, ha habido una transición de trabajadores a diversos sectores económicos y se ha generado, en este tiempo, un problema endémico: cordobeses que se han quedado fuera, totalmente, del mercado laboral. Y que parece que no volverán.

Aunque la tasa de desempleo es muy similar, en el último trimestre del año Córdoba tiene un total de 81.600 parados. En 2008 el número de personas en desempleo era de 44.800 personas. Prácticamente hay 35.000 parados más que entonces. En ese año, había 365.900 cordobeses en edad de trabajar (la población activa). En 2018 apenas si ha bajado ese tramo en 2.700 personas. Pero hay otro dato aún más sorprendente. En 2008 había 3.600 cordobeses que buscaban su primer empleo. En 2018 esa cifra es de 10.100 personas. Ahí están, en esa suma, los 40.000 puestos de trabajo perdidos en la provincia de Córdoba durante la crisis. Y que todavía no se han recuperado.

Pero, ¿dónde se han perdido esos empleos? Hay dos sectores clave: la construcción, principalmente, y también la agricultura. Muy poco también en el sector servicios, en contra de la creencia generalizada. Los bares no han acogido a los albañiles que se quedaron sin trabajo. Tampoco el campo. Sí que ha aumentado el empleo de manera notable en el sector industrial de la provincia.

Según la EPA, en el año 2008 había 43.500 personas trabajando en la construcción en la provincia de Córdoba. En una década, la cifra se ha reducido a 14.800 empleados. Es decir, 28.700 empleados menos solo en ese sector, que sufrió un fuerte adelgazamiento. En la agricultura, además, también se ha perdido empleo. El sector ha pasado de 42.300 trabajadores a 30.800: 11.500 menos. Ahí están prácticamente los 40.000 empleos que se han perdido durante esta década de crisis.

Además, el sector servicios, el más numeroso de la provincia, emplea a 192.700 personas en la provincia de Córdoba. En 2008 eran 196.600 los trabajadores. Mientras, la industria ha crecido, pasando de tener una masa laboral de 38.800 trabajadores a 43.300 empleados.

Etiquetas
stats