Sánchez pide “un voto valiente” contra la ultraderecha frente a la que PP y Cs “están acobardados”

El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez en el acto celebrado en Córdoba | MADERO CUBERO

El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha pedido este miércoles en Córdoba un apoyo masivo para su partido el próximo domingo, porque será el único “voto útil y valiente” para frenar a la ultraderecha, ya que la alternativa es la de PP y Ciudadanos, que “están acobardados” ante ella.

Sánchez ha llegado a Córdoba cerca de las 13:00 para su único acto de campaña en la ciudad y, al igual que hizo hace unas semanas, ha optado por dar un paseo por la ciudad con la comitiva habitual. Este miércoles ha sido por el Puente Romano, desde donde ha desfilado hasta el Hotel Hesperia, en cuya terraza ha protagonizado un acto de campaña acompañado de la secretaria general del PSOE de Andalucía, Susana Díaz, y el candidato del PSOE de Córdoba al Congreso de los Diputados, Luis Planas.

En su intervención, Sánchez ha señalado que la campaña electoral, y especialmente el debate del pasado lunes, ha servido para “ver a toda la oposición sola contra el PSOE”, por lo que ha definido los comicios del domingo como los “del PSOE contra el bloqueo de todos”.

En este ámbito, ha remarcado que “votar al PSOE significa votar útil y votar valiente”, pues considera que, frente a la ultraderecha, “el PP y Cs están acobardados”, porque saben que “los necesitan si quieren gobernar en instituciones”. “A la ultraderecha se la combate aislándola, condenando su racismo, condenando su franquismo y todos los derechos que pone en duda”, ha puntualizado el candidato, que lamenta que el proyecto del resto de formaciones sea “frenar al PSOE y que el gobierno que salga de las urnas sea más débil”. Sobre este punto, ha asegurado que es “lo que quieren los independentistas, las derechas y una pretendida izquierda que quiere un gobierno débil en España”.

Sánchez también ha criticado que al principal partido de la oposición “le cuesta mucho competir éticamente y legalmente”, y ha denunciado las campañas que presuntamente habría encargado el PP para buscar la abstención en la izquierda. A este respecto, ha sentenciado: “Aquel que apela a la desmovilización del electorado, poca confianza tiene en el electorado”.

En frente ha situado a un partido socialista que, en los pasados 15 meses, ha sido capaz de gobernar “hasta con presupuestos que no son nuestros” y con los que, igualmente, han podido “hacer las cosas de otra manera”. Un mandato que, según el presidente del Gobierno en funciones, debe continuar el domingo con nuevas medidas, entre las que ha citado la aprobación de una ley educativa que derogue la LOMCE, la inclusión de la eutanasia y la salud bucodental en el catálogo de prestaciones de la sanidad pública, y la creación de un ministerio específico de lucha contra la despoblación.

https://youtu.be/C6Nyrf1KhWo

También sempiternas promesas electorales, como la de la aprobación de una ley de muerte digna y la derogación de la reforma electoral. “Tenemos muchas cosas que hacer en estos cuatro años y para eso necesitamos un gobierno fuerte y estabilidad parlamentaria”, ha defendido Sánchez, que ha deseado que “la próxima vez que venga a Córdoba, sea como presidente del Gobierno”.

Por su parte, Susana Díaz ha vaticinado que Córdoba va a ayudar a tener “el gobierno fuerte que se merece” el próximo domingo. “En estos siete días nos estamos jugando el presente y el futuro de la democracia española. Porque si el domingo se vota a favor de la democracia, del estado del bienestar y de la igualdad, solo hay una papeleta que lo hace posible, que es la del PSOE”, ha dicho la que fuera presidenta andaluza, que ha reconocido que ella conoce bien a los adversarios que tiene en frente Sánchez.

A este respecto, ha considerado que el resto de las papeletas suponen “involución, recorte, regresión y un modelo de país que no es el que hemos construido en estas cuatro décadas”. “El mayor legado que van a dejar a la política española Rivera y Casado es blanquear a la extrema derecha”, ha afirmado Díaz, que ha rememorado que con ellos “empezó el blanqueo en Andalucía”, con una campaña llena de “mentiras y trampas” y “campañas para engañar a la gente para que no fueran a votar”. “Los socialistas no coincidimos con la extrema derecha en nada”, ha zanjado Díaz en su interlocución.

Luis Planas ha defendido la gestión que se ha hecho de cuestiones como la agricultura en el último mandato, especialmente en cuestiones como la modernización tecnológica, la preservación del medio ambiente, la incorporación de los jóvenes a este sector y la profesionalización del papel de la mujer en las explotaciones.

Finalmente, el secretario provincial del PSOE, Antonio Ruiz, ha deseado que el domingo, cuando se “abra la encuesta que vale de verdad”, ésta esté “llena de votos progresistas, de votos socialistas que den un gobierno estable con Pedro Sánchez presidente”. “El próximo domingo vamos a parar en las urnas el modelo andaluz y el modelo que quieren llevar a España”, ha asegurado el líder del PSOE en Córdoba.

Etiquetas
stats