Julia Figueroa, en su reválida olímpica: a por medalla en Tokio

Julia Figueroa, tras lograr el bronce en el Mundial de Budapest

Su nombre es uno de los esenciales del deporte cordobés desde hace años. Referente también en su disciplina, el judo y en la modalidad de menos 48 kilógramos, tiene una hoja de servicios admirable. No en vano, acumula numerosos éxitos internacionales. Y aun así tiene una asignatura pendiente: lograr una medalla en unos Juegos Olímpicos. Ésta es la pretensión, al igual que el objetivo, de Julia Figueroa, que afronta en Tokio su segunda cita del mayor evento deportivo del mundo. Lo hace también como si fuera una reválida, en cierto modo, después de caer en octavos de final de la última edición del campeonato múltiple en Río de Janeiro, en 2016. Así, todos los pensamientos y las emociones confluyen en sólo una meta: subir al podio. Puede ocurrir, si lo consigue, a lo largo del sábado. Desde la madrugada en España, eso sí.

En efecto, la judoca interviene en Tokio en la que es su segunda experiencia olímpica. Su debut tuvo lugar en Brasil y tuvo un desenlace agrio por prematuro. A la canterana del Club Kodokan e integrante del Terra i Mar valenciano desde hace años le tocó en suerte la exención de la primera ronda, pero a cambio hubo de afrontar un cuadro muy complejo. Tanto que en su primer combate tuvo que competir con la cubana Dayaris Mestre, una rival realmente dura. Y ahí terminó todo, ya que la caribeña le superó en su estreno en el tatami en unos Juegos. Fue en octavos de final, pese a lo cual acabó en una meritoria novena plaza. De ahí que aguarde su participación en Tokio no sólo con la ilusión propia de este tipo de situaciones sino con intención de resarcirse.

Claro está que la consecución de un metal no es sencillo en el evento más relevante del planeta en el plano deportivo. Pero Julia Figueroa busca el podio con el aval de su Olimpiada, sobre todo en su último tramo. Éste es el correspondiente a la competición a lo largo de 2021, con la atípica extensión por el atraso durante un año de los Juegos hasta este verano. La cordobesa cerró con medalla casi todos los torneos en los que actuó y afianzó su primer lugar en el camino a Tokio ante su principal rival –compañera de selección sin embargo-, Laura Martínez Abelenda. En ese escenario, el logro más importante porque además fue histórico es la medalla de bronce que obtuvo en el Mundial. Básicamente porque fue la primera vez en que se colgó una presea en este campeonato, que esta vez se celebró en Budapest.

Fue en la capital de Hungría donde, precisamente, terminó de confirmarse oficialmente su presencia en Japón. Y con la mirada ya en Tokio, Julia Figueroa inicia la búsqueda del metal en torno a las 11:30 del sábado. Si bien esa hora no tiene en absoluto nada que ver con la fijada en España. La diferencia de reloj con el país asiático provoca que el primer combate de Julia Figueroa en sus segundos Juegos Olímpicos tenga lugar en madrugada. A las 4:30, aproximadamente y tras dejar atrás este viernes, arranca la competición para la judoca, que se estrena ante la turca Gulkader Senturk. Comienza en esa lucha un difícil pero apasionante trayecto hasta el podio.

Etiquetas
Publicado el
23 de julio de 2021 - 05:20 h