Los interrogantes de un once sin caras nuevas

Los jugadores entrenan en la Ciudad Deportiva | ÁLVARO CARMONA
El Córdoba, que aún no ha fichado, presentará al menos una novedad respecto del Camp Nou por la baja de Luso | Djukic mantiene las dudas de Íñigo López y Ekeng

Pretende comenzar el año con buen pie. O lo que es lo mismo, desea iniciar 2015 con un triunfo que, debido al rival al que se mide, puede valer mucho más que tres puntos. El objetivo está claro para el Córdoba, que intentará dedicarse el mejor de los regalos este lunes. Hoy ha habido sesión de entrenamiento a puerta cerrada y Djukic sigue dándole vueltas a la fórmula para combatir en un duelo crucial. El conjunto blanquiverde regresa a la competición en Noche de Reyes ante un Granada que también señala como clave un partido para el que Djukic no contará aún con ningún refuerzo. Hasta el momento, el único movimiento que se produjo en el mercado de invierno fue la salida de Havenaar, por lo que no habrá caras nuevas en un once que, sin embargo, sí presentará al menos un cambio respecto del que cerró 2014 en el Camp Nou. Porque Luso no estará disponible para el choque con el cuadro nazarí, debido a unas molestias musculares que le han impedido trabajar con el grupo en buena parte de la primera semana de trabajo tras las vacaciones. La ausencia del aragonés, con todo, puede no ser la única con que se encuentre el preparador serbio de cara a un duelo trascendental.

En ese sentido, dos son las dudas con que cuenta el balcánico, que podrían suponer sendas modificaciones en la alineación titular en relación a la dispuesta en el último partido del pasado año ante el Barcelona. Por un lado, habrá que ver qué sucede finalmente con Íñigo López, que arrancó la semana de entrenamientos con trabajo en el gimnasio. El zaguero padece unos problemas físicos que ya provocaron que no pudiera terminar el encuentro del Camp Nou y que intenta superar casi a marchas forzadas en los últimos días de preparación del choque con el Granada. El central, ex del conjunto que dirige Joaquín Caparrós, participó en la primera parte de la sesión de este viernes, pero continúa con las molestias. En caso de no ser de la partida, Djukic tendría un quebradero de cabeza en defensa, pues en una situación similar a la del riojano se encuentra Iago Bouzón, quien casi con total seguridad no podrá entrar en la convocatoria. De esta forma, sólo estarían disponibles en esa demarcación Pantic y Deivid, al que el técnico prefiere de pivote. Con todo, Crespo podría entrar en el eje de la zaga, algo que ya probó el serbio los últimos días.

A la duda de Íñigo López se suma la de Ekeng, que en un principio no debería ser tal. No en vano, el centrocampista está citado por la selección de Camerún para el lunes, de manera que se contaba con que no podría ser de la partida. Pero la lesión de Luso ha llevado a la entidad califal a intentar que el jugador se marche después del partido ante el Granada. Si el club consigue ese propósito, Djukic vería también en cierto modo aliviada la situación en la medular. El futbolista natural de Yaoundé sería, en caso de no poder participar del encuentro, el tercer cambio que sufriría el once de la escuadra blanquiverde respecto del que presentó en el Camp Nou. Donde parece obtener solución el entrenador es en la delantera, después de que Nabil Ghilas trabaje de nuevo con el resto de la plantilla tras superar un proceso gripal que le mantuvo apartado del grupo en los días centrales de la semana. El franco argelino se ejercitó con normalidad en las últimas sesiones y salvo contratiempo estará a disposición del preparador balcánico, que sigue sin saber de Gunino. El uruguayo, que será uno de los futbolistas que abandonen la disciplina del Córdoba en el mercado de invierno, no apareció en ningún entrenamiento.

Etiquetas
stats